Diego Ordóñez: ‘La protesta social gratificó a…
Pico y placa vuelve a Quito desde este lunes 4 de julio
Un vehículo volcado en la av. Interoceánica deja heridos
AMT aumenta turnos para la revisión técnica vehicula…
77 personas permanecían retenidas en sótano de igles…
Papa Francisco: El mundo necesita una paz no basada …
Dos mujeres murieron por ataque de tiburón en el mar Rojo
La reactivación comenzó en el centro de Quito

¿Cómo cuidar la visión de infantes y adolescentes en casa?

Imagen referencial. En los controles además se puede detectar a tiempo el ojo seco, la conjuntivitis alérgica y erradicar los malos hábitos oculares. Foto: Archivo / EL COMERCIO

Durante la pandemia, niños, niñas y adolescentes han pasado más tiempo frente a las pantallas, debido a las clases virtuales y a su tiempo de ocio. Muchos han pasado más de seis horas frente a ellas. Por eso es importante pensar en los cuidados y en la protección de la salud visual.

Marcia Salazar, oftalmóloga del Hospital del Día de la Universidad Central del Ecuador, dio consejos sobre cómo proteger la visión en este grupo de la población. Lo hizo en entrevista a EL COMERCIO, otorgada la noche de este miércoles 7 de julio del 2021.

¿Cuánto tiempo debe descansar un chico que pasa frente al computador?

La tecnología se ha vuelto una herramienta para estudios, trabajos y para la diversión. Por eso se aconseja descansar entre 10 y 15 minutos, por cada hora de exposición. Durante ese tiempo debe alejarse totalmente de las pantallas y realizar otras actividades. Actualmente algunas personas practican un descanso incorrecto, que incluye ver noticias en la televisión o revisar el celular.

Si la jornada es mayor (unas cuatro horas) debe descansar entre 10 y 15 minutos por hora. Es decir, una hora de reposo.

¿Qué tipo de daños puede tener por exceso de exposición?

Uno de los problemas comunes es el ojo seco. Antes se creía que solo aparecía en adultos. Sin embargo, en estudios realizados en Colombia se han detectado niños y adolescentes con estos problemas. El porcentaje de encuestados con ojo seco es del 60%. Además, hay una tendencia a queratitis o inflamación de la córnea. Lastimosamente estos males se reportaron desde antes de la pandemia, porque los infantes y adolescentes han estado muy expuestos a la tecnología.

¿Ante esto, los controles oftalmológicos son importantes, cada cuánto se deben realizar?

El control puede hacerse a partir de los cuatro años. Puede acudir una vez por año, para que se hagan exámenes, como la refracción. Con ella se revisará las medidas de la visión para determinar si es necesario o no usar lentes.

En estos controles además se puede detectar a tiempo el ojo seco, la conjuntivitis alérgica y erradicar los malos hábitos oculares. No se recomienda asistir directamente al optómetra, porque deben tener el diagnóstico previo. Estos deben ir de acuerdo a las necesidades del chico.

¿Cómo deben ser los lentes para este grupo de la población?

En niños, los lentes deben ser de un material que no haga daño, como el plástico. Prohibido usar vidrio, debido a que pueden sufrir golpes y lastimarse. Los marcos deben estar ajustados al rostro. El color depende de cada uno.

¿Si un niño los usa por primera vez, qué le recomienda?

Los lentes deben ser grandes para que abarque todo su campo visual; deben estar bien ajustados a la nariz y las orejas.

Padres y madres deben trabajar en la autoestima para evitar problemas por burlas de sus compañeros.

También deben tomar en cuenta que existe un periodo de adaptación de entre una y dos semanas. Si luego de este tiempo no se acostumbra se debe optar por colocarlos con una medida inferior e ir subiendo de forma progresiva.

Finalmente, el último consejo es tener paciencia y motivarlos de que estos insumos sirven para mejorar su visión.