La pandemia incrementó la resistencia a antimicrobianos
El rol de las FF.AA., en manos de la Asamblea
Melany Pacheco continúa desaparecida después de seis…
Pico y placa en Quito: Restricciones para este jueve…
Usuarios peruanos en Twitter confundieron cuenta de …
Estos son las resoluciones del COE sobre el uso de m…
CNE convoca a la ciudadanía a participar del referén…
Fiscalía investiga a Pedro Castillo por rebelión y c…

Un sofá con la forma de un canasto japonés

Un sofá con la forma de un canasto   japonés

Un sofá con la forma de un canasto japonés

Junio Kamahara (Jun) nació en 1950 en Japón. Actualmente vive en Fukuoka. En 1978 estableció la Oficina KamaharaJun y empezó a diseñar sillas y otros tipos de muebles.

En 1987 creó en Nueva York para IDCNY Diseñadores una obra llamada ‘La silla’, a base de fundición de aluminio. Esta silla recibió el Diseño del Año de los Estados Unidos.

Este galardón hizo que el maestro nipón se dedicara de lleno al diseño de muebles aunque, más tarde, también hizo cosas de arquitectura, diseño interior, puentes y otras estructuras.

En el 2000 retomó su tarea de creador de mobiliario. En el 2009 se unió al taller internacional Kitani, con el que ha producido varios muebles que tuvieron un éxito inmediato.

Uno de estos muebles es el canapé JUN-02, que se mostró por primera vez en la Feria del Mueble de Estocolmo en el 2010.

El diseño se asemeja al de típica cestería japonesa de bambú, en términos de su apariencia estable. Su volumetría suave y redondeada es totalmente ergonómica; es decir, se ajusta a las formas del cuerpo humano como si fuera un guante. Kamahara utilizó una técnica de tapicería tradicional para la fabricación del asiento, que contiene 13 muelles helicoidales. El cuerpo principal está cosido a mano. Las cuatro patas son de madera lacada.

Las medidas estándar de este mueble son: 93 cm de largo, 76 de profundidad y 70 de altura. El alto del asiento es de 38 cm.