La tecnología permite monitorear en tiempo real cada servicio y el cumplimiento de políticas de calidad y seguridad.  Foto. CONSTRUIR

La tecnología permite monitorear en tiempo real cada servicio y el cumplimiento de políticas de calidad y seguridad. Foto. CONSTRUIR

Miércoles 17 de abril 2019

Una plataforma web para acceder a servicios de mantenimiento

Redacción Construir (I)

La tecnología está en todas partes y el hogar no puede ser la excepción. Es útil para controlar la electricidad o encender la calefacción de la vivienda con  solo dar un 'clic', pero también para resolver temas que requieren de un profesional: cambiar una tubería o tratar temas de humedad, por ejemplo 

Con la idea de facilitar el acceso de las personas a servicios de reparación, precisamente, se creó AlóMaestro.com, una plataforma en la que puede encontrar técnicos profesionales en las áreas de plomería, electricidad, mantenimiento de electrodomésticos, entre otros, en Quito.

Las personas pueden acceder a diferentes tipos de servicios: reparaciones de fugas, instalación de accesorios y más. Foto: CONSTRUIR

Las personas pueden acceder a diferentes tipos de servicios: reparaciones de fugas, instalación de accesorios y más. Foto: CONSTRUIR

Guillermo Conesa y Juan Carlos Rivadeneira son los cofundadores de este sitio. Ellos crearon esta plataforma tras identificar que existen algunos inconvenientes a los que se enfrentan las personas a la hora de contratar estos servicios. En esa lista están precios sin regulación, impuntualidad o falta de garantías.

Para formalizar los servicios de mantenimiento y reparación, el portal recluta a maestros profesionales. La tecnología permite monitorear en tiempo real cada servicio y el cumplimiento de políticas de calidad y seguridad.

Para acceder a los servicios necesita ingresar a www.alomaestro.com o descargar la aplicación para móvil. El primer paso consiste en solicitar el servicio en cualquiera de las ramas describiendo si lo necesita en una casa, un departamento, en oficinas o en un local comercial. Luego, se agenda una inspección y se cotiza el precio.