La pandemia incrementó la resistencia a antimicrobianos
El rol de las FF.AA., en manos de la Asamblea
Melany Pacheco continúa desaparecida después de seis…
Pico y placa en Quito: Restricciones para este jueve…
Usuarios peruanos en Twitter confundieron cuenta de …
Estos son las resoluciones del COE sobre el uso de m…
CNE convoca a la ciudadanía a participar del referén…
Fiscalía investiga a Pedro Castillo por rebelión y c…

La Bandera al César

Nuestro país de gente amable y de fronteras abiertas siempre ha acogido a muchas personas de distintas nacionalidades y razas, algunos buenos y otros no tanto.

La decisión del Señor César de Césare, de competir representando al Ecuador en un deporte como el canotaje, es muy respetable, lo que no me parece es que tanto el COE como el Ministro de Deportes le hayan distinguido para llevar la bandera ecuatoriana.

Seguramente el señor De Césare ganará una medalla, oro tal vez pero no se emocionará cuando entonen las sagradas notas del himno ecuatoriano ni cuando la bandera tricolor flamee en lo alto.

Seledina Nieves u otro deportista hubiera sido una opción más coherente para esta distinción.

Creo que estas designaciones deberían ser para ecuatorianos de nacimiento que han sobrevivido con las limitaciones de un deporte que no termina de despegar y con una Federación que tiene más cuestionamientos que aciertos.

Al César lo que es del César y a la bandera un cholo, indio, mestizo negro o blanco, ecuatoriano de nacimiento.