5 de August de 2011 13:23

Las Bolsas vuelven a perder pese a buen dato de empleo en EE.UU.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Los mercados mundiales seguían muy nerviosos hoy, ya que las cifras de empleo en Estados Unidos (EE.UU.), mejores de lo previsto, no lograron aplacar las inquietudes sobre el estado de la economía mundial y la crisis de la deuda en la zona euro.

En Europa, Fráncfort perdió 2,78%, Londres 2,71%, París 1,26%, Madrid 0,18%, Milán 0,7% y Suiza 2,14%.

Wall Street abrió en ligera alza gracias al dato de empleo, pero al cabo de media hora se hundía. Más tarde, sobre las 16H45 GMT, el índice Dow Jones se recuperaba y ganaba 0,33%, mientras el Nasdaq perdía 0,72%.

La plaza principal de América Latina, Sao Paulo, perdía a media jornada 1,77%.

Los mercados asiáticos sufrieron fuertes pérdidas este viernes. Tokio perdió 3,72%, Hong Kong 4,29%, Sídney 4%, Seúl 3,7% y Shanghai 2,15%.

El Departamento de Trabajo estadounidense anunció hoy que la creación de empleo mejoró en julio en la primera economía mundial, con la creación de 117.000 puestos. La tasa de desempleo cayó 0,1 punto porcentual a 9,1%.

Estos datos superaron las previsiones de los analistas, y propiciaron la apertura en positivo de Wall Street, que hizo ganar a las plazas europeas o al menos moderar sus pérdidas. Sin embargo, el alivio duró poco, y a los pocos minutos, las bolsas volvieron a operar con pérdidas.

“La creación de empleo siguen siendo débiles, y no han desaparecido todos los riesgos” en la primera economía mundial, según Christian Parisot, economista de Aurel BGC. “La probabilidad de una recesión en Estados Unidos sólo disminuyó, pero no ha desaparecido del ánimo de los inversores”, agregó.

“El mercado no parece completamente convencido de que estas cifras de empleo sean suficientemente sólidas para superar la atonía actual, provocada por lo que pasa en Europa”, comentó Phil Flynn, analista de PFG Best Research.

Tras un breve rebote, los precios del petróleo volvían a bajar. Hacia las 16H00 GMT, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en septiembre perdía 32 centavos, a 106,93 dólares en Londres. En Nueva York, el barril de “light sweet crude”  (WTI) cedía 1,93 dólares a 84,70 USD.

El euro cotizaba en ligera alza respecto al billete verde, a 1,4247 dólares, frente a 1,4106 USD el jueves por la noche.

En un movimiento de aversión al riesgo, los inversores seguían prefiriendo los valores considerados seguros.

Así, la onza de oro subió este jueves a 1.681,72 dólares, un nuevo récord histórico. El franco suizo, otro “valor refugio”, subía a 1,0767 unidades por un euro, y a 0,7613 por un dólar, tras batir durante la jornada nuevos récord históricos frente a esas dos divisas.

Italia y España, dos países cuya deuda pública ha sido fuertemente atacada durante la semana, publicaron las cifras de su crecimiento en el segundo trimestre, que resultaron muy modestas.

En España, el crecimiento se ralentizó a 0,2% del PIB frente a 0,3% en el primer trimestre, y en Italia se revigorizó a 0,3%, frente a 0,1% en los tres primeros meses.

Una situación que inquieta a los mercados, ya que automáticamente complica todo saneamiento presupuestario.

“Si los Estados tienen una deuda elevada, deben crecer, si no, esa deuda es insostenible. Es el punto crucial, y por eso Italia y España se han convertido en el blanco” de la presión de los mercados, según Chiara Corsa, economista de UniCredit.

El rendimiento de los bonos españoles e italianos a diez años bajó hoy, tras rumores del mercado de que el Banco Central Europeo va a comprar títulos de esos países para rebajar la presión.

Las tasas españolas bajaban a 6,032%, frente a 6,271% el jueves al cierre, y las italianas se situaban en 6,081% (6,189% la víspera) .

Al comienzo de la sesión, el diferencial del rendimiento entre esos bonos y los alemanes, de referencia en la Eurozona, alcanzaron un nuevo techo histórico.

Por primera vez, la prima de riesgo de la deuda italiana superó este viernes a la española, lo que significa que los mercados consideran a Italia como el candidato más plausible a un eventual nuevo rescate en la Eurozona.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)