En el sur de Quito hay temor tras el crimen del poli…
Nace la tormenta tropical Dolores en el Pacífico mexicano
Francia envió a Estados Unidos una nueva estatua de …
Policía detiene a presuntos sicarios en Samborondón …
El Congreso colombiano aprueba ley que reduce la sem…
Banda delictiva utiliza explosivos para robar en un …
La Asamblea General confirma a António Guterres al f…
‘La variante delta de covid-19 va en camino a …

Red de enfermeros y enfermeras se moviliza por estabilidad laboral, en Quito

Enfermeros y enfermeras se concentró este lunes 30 de noviembre del 2020en el Parque El Arbolito para mostrar su rechazo hacia normativas que afectan su estabilidad laboral. Foto: REUTERS

Enfermeros y enfermeras se concentró este lunes 30 de noviembre del 2020en el Parque El Arbolito para mostrar su rechazo hacia normativas que afectan su estabilidad laboral. Foto: REUTERS

Enfermeros y enfermeras se concentró este lunes 30 de noviembre del 2020en el Parque El Arbolito para mostrar su rechazo hacia normativas que afectan su estabilidad laboral. Foto: Facebook Red Nacional de Enfermeros y Enfermeras de Ecuador

Un grupo de enfermeros se concentró en el Parque El Arbolito para mostrar su rechazo hacia normativas que afectan su estabilidad laboral. Su objetivo fue llegar al Palacio de Carondelet, en el centro de Quito.

La jornada, que se dio la mañana de este lunes 30 de noviembre del 2020, contó con la presencia de representantes de la Red Unión Nacional de Enfermeras y Enfermeros del Ecuador (Runee).

Su presidente, David González, señaló que en el artículo 25 de la Ley Orgánica de Apoyo Humanitario, publicada el lunes 22 de junio del 2020 en el Registro Oficial, se plantea la estabilidad laboral de los trabajadores de la salud que prestaron sus servicios durante la emergencia sanitaria por el nuevo coronavirus.

En la norma se señala que “como excepción, y por esta ocasión, los trabajadores y profesionales de la salud que hayan trabajado durante la emergencia sanitaria del coronavirus (covid-19) con un contrato ocasional o nombramiento provisional en cualquier cargo en algún centro de atención sanitaria de la Red Integral Pública de Salud (RIPS) y sus respectivas redes complementarias, previo al concurso de méritos y oposición, se los declarará ganadores del respectivo concurso público, y en consecuencia se procederá con el otorgamiento inmediato del nombramiento definitivo”.

No obstante, en el Reglamento a la Ley, emitido del 29 de septiembre del 2020, el Gobierno hizo varias puntualizaciones.

Una de ellas es que, previo al otorgamiento de los nombramientos definitivos, los subsistemas de la red integral de salud deberán definir las necesidades del talento humano que se tiene en cada establecimiento.

Para ello se hará una planificación territorial y se tomarán en cuenta criterios técnicos y de racionalización del personal requerido. “Este análisis deberá contextualizarse en todo el territorio nacional considerando los criterios geográficos establecidos y consensuados entre el Ministerio de Trabajo, el de Salud e Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social”.

González señala que en la norma se habla de la presentación de documentos que justifiquen que el personal de salud atendió o no a pacientes con coronavirus. “A algunos de los compañeros les han pedido documentos de que estuvieron a cargo de infectados con el virus”.

Otra especificación que se realizó en el Reglamento está relacionada a los concursos de méritos y oposición. Estos se ejecutarán paulatinamente y dependerán de la necesidad que se tenga en cada sanatorio. Se debe contar con “la disponibilidad presupuestaria correspondiente con cargo al ejercicio fiscal” y a la sostenibilidad financiera en el tiempo.

González comenta que la norma central es clara, por lo que simplemente hay que ejecutarla y entregar los nombramientos fijos al personal con contratos ocasionales que laboró en esa época. “El personal a contrato o con nombramiento estuvimos en primera línea de contagio, por lo que ahora necesitamos que se cumpla con la normativa“.

La agrupación contabiliza cerca de 20 000 trabajadores de la salud que deberían beneficiarse con esta normativa. “Nosotros ya tenemos partidas presupuestarias asignadas, por lo que la vinculación definitiva no representa un problema. Tampoco estamos hablando de incrementos de sueldos”.

Este gremio solicita una audiencia con el presidente Lenín Moreno para detallar los pedidos puntuales de los enfermeros y enfermeras.