Más migrantes vuelven al Ecuador por festividades
Vecinos cuentan los tesoros de su barrio
Nueva Ley establece fusión entre BanEcuador y la CFN
Tres secretarías se enfocan en lo social y la inversión
Déficit de 6 000 docentes en Ecuador
Argentina detecta primer caso de Ómicron en viajero …
Cuenca encendió su árbol de Navidad
Trámite de derogatoria a reforma tributaria tomará meses 

Los fortines de color y privacidad

La manera frontal como manejan el espacio, el color y los equipamientos es una determinante de diseño de las alcobas actuales, explica la arquitecta María Varela.

Con los espacios reduciéndose cada vez más, el mobiliario y los colores adquieren importancia capital. Esa es la razón para que los muebles multifuncionales se impongan actualmente, explica Alejandra Aguilera, del taller nacional Mundo Infantil.

En esa categoría, el mueble que más optimiza es la litera. El menú de este mueble es muy variado. Hay las que poseen escritorios, cajones, alacenas, gradas tipo cajón, bibliotecas… Otras tienen camas empotradas o se transforman en dos camas dobles. En fin.

Otra novedad de los dormitorios juveniles actuales es la multiplicidad de funciones. Además de alcobas son estudios, salas de visitas y hasta comedor de diario.

Por esa razón, colocar el equipo de audio y la televisión en este ambiente es la opción para un fondo agradable.

Otro equipamiento que no debe faltar es el escritorio o mueble para la laptop o la computadora. Este debe ser espacioso, dinámico y accesible. Si es frente a una ventana es mejor, por lo de la iluminación natural.

También debe poseer una iluminación artificial eficiente, para los trabajos nocturnos. Una lámpara de escritorio o de mesa con luz focalizada es lo ideal.

¿Qué otro mobiliario nunca debe faltar en una alcoba de los chicos de esta generación?

El taller español Josico sugiere los siguientes: un librero terminal, con los estantes que más se puedan agregar; un armario de doble espacio (para guardar ropa y también juguetes o herramientas); una encimera recta para las cosas importantes; un panel cabecero (para las colecciones o recuerdos); una mesita o velador con ruedas para las cosas ‘imprescindibles’, que deben estar donde está su dueño.

Ahhh… Un elemento infaltable en la actualidad es la alfombra. Y mientras más sui géneris y colorida sea será mejor. Las de figuras estrambóticas son lo más ‘in’.

Un sofá nunca está demás, explica Varela, pues ayudará al joven a cargar energías o servirá para que las visitas se sientan, de verdad, como en su casa.

El puf es el ícono de comodidad de una alcoba juvenil o de un adolescente: es adaptable al cuerpo y mucho más barato que un mueble más tradicional.

Un sofá cama es ideal para tener un espacio extra. Los sillones y una pequeña mesa terminan sirviendo de sitio para descansar, comer, charlar y hasta flirtear.

Una opción, dice la decoradora Susana Hidalgo, un recurso útil y barato que otorga un clima natural y alegre, son las plantas interiores. “Rellenan muy bien un rincón abandonado o adornan un ambiente con pocos muebles”.

En cuanto a los cuadros o pósteres, cada joven elegirá aquello que quiera colgar.

Es importante que los padres estimulen las ambiciones de sus hijos colgando diplomas, menciones o colocando estantes con trofeos y premios que hayan recibido. Bueno, explica Varela, siempre que ellos así lo quieran…

El color en los nuevos dormitorios tiene diversas fuentes. Puede salir de las paredes, los muebles, las alfombras o los accesorios.

Por último, es muy importante que la habitación sea muy luminosa y confortable. La luz directa debe ser suficiente.

Suplementos digitales