Ecuador solicitó prórroga hasta el 9 de agosto del 2…
Pamela Troya, activista Lgbtiq, habla de Twitter, su…
En Manabí, los COE cantonales están activos tras los…
Tener más de 120 personas muertas en dos motines car…
EE.UU. pide a vacunados llevar mascarilla en interio…
La iniciativa Consenso por el Empleo generó 12 propu…
Comisión legislativa recibió otra propuesta para Ley…
Problema informático de CNT afecta trámites en la &#…

Google celebra al artista mexicano que materializó sus sueños y se volvió parte del arte popular, Pedro Linares López

Los Alebrijes son las criaturas fantásticas que el maestro artesano Pedro Linares soñó y las recreó con la escultura. Foto: Captura

Los conocidos como Alebrijes son animales hechos en papel maché y cartón que fueron creados por el maestro artesano Pedro Linares López. Estas figuras son parte del arte popular en México y son muy utilizadas para adornar en la tradicional celebración por el Día de los Muertos.

Linares nació en 1906 en ciudad de México y su padre se dedicaba a la escultura de papel maché y cartón, oficio que fue aprendido por el muchacho, según menciona la descripción del doodle de Google.

A los 12 años, Pedro había desarrollado una gran habilidad para crear piñatas, calaveras y otros artículos en papel maché y cartón. Los Alebrijes son producto de su imaginación que él decidió materializarlos con los elementos que mejor conocía.

Cuando tenía 39 años, el artesano contó, que estuvo muy enfermo y se sumergió en un profundo sueño febril. Allí aparecieron unas fantásticas criaturas que gritaban juntos una palabra sin sentido: “¡Alebrijes!”.

Tras recuperarse, Linares decidió recrear lo que había visto en sus sueños con esculturas. En un principio las figuras no tuvieron mucho éxito, así que el maestro decidió innovar y darles mayor color. Utilizó combinaciones entre coloridos reptiles, insectos, pájaros y mamíferos.

Su fama empezó a crecer y con ella atrajo la atención de los icónicos artistas Frida Kahlo y Diego Rivera. En 1975, la cineasta Judith Bronowski realizó un documental focalizado en la destreza de Linares con el papel maché y la creación de los Alebrijes. Esa producción audiovisual lo elevó al reconocimiento mundial.

Google señala que, en 1990, Linares fue galardonado con el primer Premio Nacional de Artes y Ciencias de México en la categoría de Artes y Tradiciones Populares. Dos años después el artista falleció.