Los siete peores años de deshielo polar fueron en la última década

Estudios revelan que el hielo polar se derrite. Foto: Europa Press




Los siete peores años para el deshielo polar ocurrieron durante la última década, según una nueva investigación, siendo 2019 el peor año registrado.

Las capas de hielo que se derriten ahora representan una cuarta parte de todo el aumento del nivel del mar. Un aumento de cinco veces desde la década de 1990, según IMBIE, un equipo internacional de investigadores. Estos combinan 50 estudios satelitales de la Antártida y Groenlandia realizados entre 1992 y 2020.

Sus hallazgos sobre el deshielo polar se publican en la revista Earth System Science Data.

El calentamiento global

El calentamiento global provoca deshielo polar, lo que eleva el nivel del mar y provoca inundaciones costeras en todo el planeta. Las pérdidas de hielo de Groenlandia y la Antártida ahora se pueden medir de manera confiable desde el espacio. Se lo hace mediante el seguimiento de los cambios en su volumen, atracción gravitacional o flujo de hielo.

Resultados de la evaluación

La NASA y la Agencia Espacial Europea (ESA) otorgaron fondos al Ejercicio de Intercomparación de Balance de Masa de la Capa de Hielo (IMBIE) en 2011. Así se compila el registro satelital del derretimiento de la capa de hielo polar. Los datos recopilados por el equipo son ampliamente utilizados por organizaciones líderes, incluido el Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC).

En su última evaluación, el equipo IMBIE, dirigido por el Centro de Observaciones y Modelado Polar de la Universidad de Northumbria, combinó 50 estudios satelitales de la Antártida y Groenlandia para determinar su tasa deshielo polar.

Descubrieron que las capas de hielo polar de la Tierra perdieron 7,560 billones de toneladas de hielo entre 1992 y 2020, el equivalente a un cubo de hielo de 20 kilómetros de altura.

Las capas de hielo polar juntas perdieron hielo en cada año del registro satelital, y los siete años de mayor fusión ocurrieron en la última década.

Pérdida de hielo polar

Los registros satelitales muestran que 2019 fue el año récord de deshielo polar. Las capas de hielo perdieron la asombrosa cantidad de 612 000 millones de toneladas de hielo.

Esta pérdida estuvo impulsada por una ola de calor del verano en el Ártico, que llevó a un derretimiento récord de Groenlandia que alcanzó un máximo de 444.000 millones de toneladas ese año. La Antártida perdió 168.000 millones de toneladas de hielo, la sexta cifra más alta registrada, debido a la continua aceleración de los glaciares en la Antártida Occidental y al derretimiento récord de la Península Antártica.

El deshielo polar en la Antártida Oriental permaneció cerca de un estado de equilibrio, como lo ha hecho durante la era de los satélites.

El derretimiento de las capas de hielo polar provoca un aumento de 21 mm en el nivel global del mar desde 1992, casi dos tercios (13,5 mm) del cual se originó en Groenlandia y un tercio (7,4 mm) en la Antártida.

El caso empeora

A principios de la década de 1990, el derretimiento de la capa de hielo representaba solo una pequeña fracción (5,6 %) del aumento del nivel del mar. Sin embargo, el derretimiento se quintuplicó desde entonces, y ahora son responsables de más de una cuarta parte (25,6 %) de todo el aumento del nivel del mar.

Si el deshielo polar continúa a este ritmo, el IPCC predice que contribuirán entre 148 y 272 mm al nivel medio global del mar para finales de siglo.

La Dra. Inès Otosaka de la Universidad de Leeds, dirigió el estudio. Ella dijo: "Las pérdidas de hielo de Groenlandia y la Antártida aumentan rápidamente con respecto al registro satelital. Ahora son un importante contribuyente al aumento del nivel del mar.

"El monitoreo continuo -aseguró Otosaka- de las capas de hielo es fundamental para predecir su comportamiento futuro en un mundo que se calienta. Así se puede adaptar a los riesgos asociados que enfrentarán las comunidades costeras de todo el mundo".

Esta es ahora la tercera evaluación de la pérdida de hielo se realizó por el equipo de IMBIE. Esta se debe a la continua cooperación entre las agencias espaciales y la comunidad científica. La primera y la segunda evaluación se publicaron en 2012 y 2018/19.

Otras noticias


Visita nuestros portales:

Sigue a EL COMERCIO en Google News CLIC AQUÍGoogle News


Suplementos digitales