Salario de hombres subió USD 23,9; el de mujeres, USD 2,2
Correísmo demandará la Reforma tributaria en la Cort…
El cultivo del arándano se abre campo en el país
Responsables de las masacres carcelarias aún sin sentencia
Policía detiene a implicado en muerte de niño en hel…
Policía mejora su ‘acampada’ en la Penitenciaría
Descuentos de hasta el 80% en el Black Weekend de EL…
Uso prolongado de mascarilla provoca molestias en na…

Costa Rica está cerca de completar su primer satélite espacial

El primer satélite costarricense servirá para medir la capacidad de los bosques del país centroamericano de captar carbono. Foto: AFP

El primer satélite costarricense servirá para medir la capacidad de los bosques del país centroamericano de captar carbono. Foto: AFP

Una vez concluida la fase de pruebas, el satélite será ensamblado y cubierto por una carcasa de aluminio, con lo cual será enviado a Japón para su lanzamiento, en 2018. Foto: AFP

La construcción del primer satélite costarricense, que servirá para medir la retención de carbono en los bosques del país, entró en una fase decisiva antes de su ensamblaje y lanzamiento el próximo año, dijeron este jueves 24 de agosto del 2017 los responsables del proyecto.

Los científicos a cargo del proyecto trabajan en la programación y verificación de los sistemas del satélite y el equipo terrestre, antes de ir a ensamblaje en septiembre próximo.

“Éste es el inicio de un proceso histórico para nuestro país y para Centroamérica, estamos colocándonos como los pioneros en la región en la elaboración de un satélite 100% centroamericano que abrirá paso a futuros proyectos e investigaciones”, dijo en conferencia de prensa Carlos Alvarado, presidente de la Asociación Centroamericana de Aeronáutica y el Espacio (ACAE).

El satélite y el equipo terrestre que lo complementa conforman el Proyecto Irazú, a cargo de ACAE y el Instituto Tecnológico de Costa Rica, y servirá para medir la capacidad de los bosques del país centroamericano de captar carbono.

Los componentes del satélite tipo CubeSat1U fueron adquiridos con apoyo de varias empresas y una campaña de recolección de fondos en la que contribuyeron más de 800 personas, según la ACAE.

Una vez concluida la fase de pruebas, el satélite será ensamblado y cubierto por una carcasa de aluminio, con lo cual será enviado a Japón para su lanzamiento en 2018, gracias a un convenio con el Instituto Tecnológico de Kyushu, indicaron los responsables del proyecto.

Suplementos digitales