Reforma a ley contra lavado de activos irá a resoluc…
Autoridades de Ecuador y Colombia realizarán gabinet…
Hombre fue asesinado cuando retiraba el cadáver de s…
#SiYoFueraAlcalde: Pablo Ponce habla de asumir la re…
Siete muertos por ataque contra una sinagoga en Jerusalén
Un policía asesinado y otro herido, durante asalto e…
OMS: casi 40 mil muertes semanales se producen por c…
Esta es la agenda de eventos en Guayaquil para este …

Scotto, Mastriani y Rivera, anotaron los mejores goles de la séptima fecha

Liga de Quito durante un cotejo ante Emelec en el estadio Rodrigo Paz en el 2021. Foto: LDU

El argentino Santiago Scotto anotó el mejor gol de la séptima fecha de la segunda etapa, con la camiseta de Liga de Quito. El mediocampista marcó el primer tanto albo, para la remontada ante Emelec, en el estadio Rodrigo Paz, el 19 de septiembre de 2021.

Fue su primer gol con la camiseta azucena. El deportista aprovechó un buen centro desde la izquierda, de Christian Cruz, y desvió de cabeza para el primer gol de los quiteños, que pedían desde el arranque del compromiso, por un gol en contra, de Anderson Ordóñez.

Scotto dio un paso atrás y giró el cuello, para colocar la pelota cerca del vertical izquierdo, imposible para el arquero Pedro Ortiz. Al final, Liga consiguió una importante victoria 3-2, que los mantiene en la pelea por la segunda etapa, con 14 puntos.

Otro de los buenos goles de la fecha fue el de Gonzalo Mastriani, con Barcelona. El uruguayo marcó dos veces ante Deportivo Cuenca, para la remontada amarilla 3-2, que les permitió mantenerse expectantes en la segunda etapa.

De sus dos anotaciones, la que más se destaca es la primera, que significó el empate de su club. Recibió un centro desde la izquierda, de Emmanuel Martínez, dominó con la pierna zurda y tras una media vuelta definió esquinado.

La lista de los mejores tantos la cierra Kevin Rivera, de Olmedo. Pese a que el cuadro riobambeño perdió por 5-2, el tanto que anotó el atacante se destacó como uno de los más vistosos de la séptima jornada.

El jugador recibió por el costado derecho, sorteó la marca de un rival y tras ingresar al área definió con potencia, casi sin ángulo, para vencer la resistencia del arquero ambateño, que no logró contener la pelota.