21 de enero de 2021 00:00

Alerta en Sucumbíos por el grupo Comandos De Frontera, una mafia de Colombia

Ayer, miembros de las Fuerzas Armadas decomisaron en puerto El Carmen una embarcación con combustible ilegal. Foto: Cortesía

Ayer, miembros de las Fuerzas Armadas decomisaron en puerto El Carmen una embarcación con combustible ilegal. Foto: Cortesía

valore
Descrición
Indignado 11
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 2
Ana Belén Rosero

Las primeras alertas se dieron en agosto del año pasado. Ese mes, militares ecuatorianos descubrieron en la población fronteriza de puerto El Carmen-Sucumbíos tres campamentos ilegales. Personal que actuó en esas operaciones señala que el material decomisado en esos sitios permitió determinar que se trataba de infraestructuras construidas por un grupo irregular colombiano que se hace llamar Comandos de Frontera (CDF).

Tras la incursión, las tropas se incautaron de municiones, alimentadores, chalecos de combate y un fusil. También había panfletos y víveres con adhesivos y las letras CDF.

En septiembre pasado, en ese mismo sector se encontraron dos bases más en medio de la selva. Estaban abandonadas y no se identificaron indicios.
Hoy se conocen nuevos detalles sobre cómo actúa este grupo, que estaría conformado por disidentes de las FARC.

Informes de Inteligencia militar muestran que los armados se infiltraron en el país y prepararon los campos que servían para entrenamiento, descanso, abastecimiento, almacenamiento de víveres y armas. También los usaban para armar la logística que les permitiera ejecutar sus operaciones.

“Podemos certificar que el grupo Comandos de Frontera armó campamentos clandestinos temporales a 35 km al oriente del Puerto de El Carmen”, confirma el ministro de Defensa, Oswaldo Jarrín.

En este sector, los soldados han destruido laboratorios y una hectárea de plantación de hoja de coca, utilizada para la elaboración de la droga.

Un jefe militar indicó ayer a este Diario que a partir de esos descubrimientos se intensificaron los operativos en el cordón fronterizo de Sucumbíos.
Antes de los hallazgos, los pelotones ejecutaban tres intervenciones al día en esos puntos; ahora se realizan 10.

La idea es impedir que se construyan nuevas bases.
Tras saber del grupo, en Sucumbíos también se armó un Comité de Seguridad, que se reúne cada dos semanas.

En la última cita, los soldados dijeron que redoblarán los operativos para identificar pasos fronterizos no autorizados. Hasta ahora se han detectado seis rutas clandestinas.

El pasado 14 de enero, personal militar destruyó una que fuera construida con un cable de acero y plataforma de madera sobre el río Aguarico, en el sector de La Bonita.

En el Comité también se acordó intensificar los operativos de control en todas las carreteras de Sucumbíos, para evitar el tráfico de armas, municiones, explosivos, droga o gasolina de contrabando. Se verifica que los conductores no tengan boletas de captura vigentes y que los autos no estén reportados como robados.

El Ministerio de Gobierno advierte que en la frontera entre Ecuador y Colombia existen mafias dedicadas al narcotráfico que se han diversificado y que esto provocó que “la economía ilegal crezca”. “Ahora existen más grupos ilegales peleándose por esos recursos ilegales generados”, sostiene.

Los servicios de Inteligencia muestran además que muchas mafias tienen contacto con los carteles de droga mexicana. “En la zona de cultivo y producción de Putumayo y Nariño hay fuerte presencia de organizaciones mexicanas”.

En el 2019, los agentes antidrogas decomisaron 651,3 kilos de narcóticos en Sucumbíos y en el 2020 subieron a 673,1.

Los policías y militares también han aprehendido combustible, que es utilizado por estas mafias para la elaboración de cocaína. Ayer, durante un operativo de control en el río Putumayo, en Puerto El Carmen, las fuerzas de seguridad decomisaron una embarcación con combustible ilegal.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (16)
No (4)