Leonidas Iza: ‘Estado de excepción está configurado …
¿Cuánto dinero se requiere para disfrutar de un día …
Alcantarillado colapsó por lluvias y afectó a una vi…
Una cirugía reconstruye vidas tras el cáncer de mama
Rusia propone una semana no laborable para frenar el…
Protestas por aniversario del estallido social en Ch…
4 heridos en estado crítico por siniestro de bus en Riobamba
Los 2 caminos: acuerdo o muerte cruzada

Pedido para afrontar parálisis

Un resfriado común marcó la vida de Sebastián Heredia cuando apenas tenía 9 meses de edad. Al ver que no podía respirar, sus padres lo llevaron al hospital. El diagnóstico fue una infección en las vías respiratorias y tuvieron que internarlo, aunque al poco tiempo le dieron de alta.

Los días transcurrían y Sebastián presentaba otros síntomas. Por segunda vez ingresó al hospital. Esta vez el diagnóstico fue una neumonía atípica. Ángel Heredia, padre de Sebastián, menciona que su hijo tenía vómito constante, pero que el doctor indicaba que era normal.

La tercera vez que el niño fue al hospital tenía convulsiones frecuentes a causa de la fiebre. “Llamamos al doctor que estaba atendiendo a mi hijo, pero no contestó las llamadas, desde ese momento no supimos más de él”, dice Heredia.

Los médicos detectaron que el niño presentaba una toxifrenia, es decir que su sangre estaba infectada con una bacteria. Tuvieron que inducirle a un coma para que los medicamentos le hagan efecto. Sebastián despertó a los 22 días, pero con parálisis cerebral.

Los padres del niño buscaron ayuda de varios médicos, pero todos llegaban al mismo diagnóstico. Encontraron una clínica en China que ofrecía confiabilidad en el trasplante de células madre.

Ahora, los padres de Sebastián (de 6 años) buscan recaudar dinero para un tratamiento. Mayores informes al número telefónico 099 992 0651.

Suplementos digitales