'Anastasia', el otro yo musical de Cami se muestra en un disco

La cantautora chilena Cami presenta su tercer álbum de estudio titulado ‘Anastasia’. Foto: cortesía Universal Music

La artista chilena Cami está de vuelta en la escena con su nuevo álbum llamado ‘Anastasia’. El tercer álbum de estudio de su carrera se presenta como uno de los proyectos más personales hasta la fecha.

Un alter ego musical

Para el disco que le sucede a ‘Rosa’ (2018) y ‘Monstruo’ (2020), Cami escogió el nombre de ‘Anastasia’.

“Anastasia es mi segundo nombre y significa ‘resurrección’ porque tuve todo un camino de renacer creativo con este disco así que creo que el nombre le vino perfecto”, dice Camila Anastasia Gallardo en una entrevista con El Comercio.

Sobre esa idea surge un álbum con 17 canciones, una cantidad que responde a los dos años y medio de proceso creativo y de preparación. “Un tiempo en el que ha salido mucho material hasta que llega un momento en que hay que decidir cuáles canciones salen y se escogieron estas 17”, dice.

En ‘Anastasia’, Cami logra hacer un moderno autorretrato musical que refleja su crecimiento artístico y su gran sensibilidad como compositora. “Encontré en el disco un lugar para poder ser libre a nivel creativo y lírico y jugar mucho con mi voz. Fue un gran momento de descubrimiento personal”, dice al encontrarse con una especie de alter ego musical en este proyecto.

No descarta un ‘feat’ con artistas ecuatorianos

A diferencia de otros proyectos musicales del ‘mainstream’ en ‘Anastasia’ llama la atención la ausencia de colaboraciones con otros artistas.

Necesitaba estar sola en este disco, contar el relato de esta manera. Sentía las canciones muy personales en cierto punto”, dice justificando esa decisión personal y conceptual.

Pero la artista sabe que una vez en el aire la música es de quien quiera escucharla y cantarla, así que ya prepara una versión Deluxe en la que se van a incluir bastantes colaboraciones.

“Todavía no tengo claro ni confirmada ninguna colaboración, pero estamos expectantes”. En la lista no aparece ningún artista ecuatoriano, pero no lo descarta. “Me gustaría que la gente de Ecuador me recomiende alguna artista femenina para una colaboración”.

Canciones que vienen de distintos universos

La fusión e influencias del pop, el blues, la trova, el regional mexicano o el trap hace que ‘Anastasia’ se abra hacia la diversidad y el eclecticismo, pero que de todas maneras encuentra su propio sendero.

En el disco se revela una Anastasia más curiosa en temas como Carne y oro, Perreo pa las nenas o Día del amor y también está una Camila mucho más anclada al folclor como en Mía, Niños dorados o Alturas, aunque, claro, ambas son la misma persona.

“Intento no presionarme por tener que responder a los ritmos que ahora son más populares, sino que trato de jugar con mis propias rítmicas y técnicas del folclor y darles la vuelta para renovarlas”, asegura.

El hilo conductor de esta nueva colección de temas lo ubica en un lugar mágico y fantasioso de distintos portales que se van abriendo. “Todos los videos del disco empiezan conmigo cayendo o ascendiendo a distintos lugares”, explica.

“En todos los videos entro a un lugar distinto bajo la idea de ascender o aterrizar, porque cada canción era tan distinta la una de la otra que sentía que estaba desbloqueando mundos o niveles creativos”, dice sobre de la resurrección que le dio nombre al disco. “Era como renacer en uno y otro personaje y en un contexto diferente como en una especie de multiverso”, dice.

Camino al caos creativo

A los multiversos musicales que Cami explora en los videos de ‘Anastasia’ se suma otro proyecto audiovisual.

El caos de Anastasia es una colección de cápsulas audiovisuales con guiños que irán complementando el concepto del álbum y que empezarán a publicarse desde la próxima semana.

Con el nuevo disco disponible en las principales plataformas musicales, Cami también se prepara para una nueva gira de la que no hay muchos detalles por el momento.

“Estamos por lanzar una gira espero que estén ahí las fechas para Ecuador tengo muchas ganas de ir porque hace rato ya nos están llamando y espero que suceda pronto”, dice la artista que pasó de ser una joven participante en ‘The Voice’ a convertirse en uno de los ‘coach’ en la edición 2022 del programa de talentos.

“Son procesos con estados de conciencia distintos, ahora tal vez es más difícil porque la música es mi trabajo y pasé mucho para estar convencida de que ese era mi lugar, incluso me cuestioné eso, pero ha sido un proceso muy nutritivo”, dice una artista que ha ido reafirmando su vocación en el camino a pulso de talento.

Suplementos digitales