Rescalvo y Paiva, el lado desconocido de los DT
Serenata quiteña en la agenda de Fiestas para el 5 d…
Violencia en Guayas obliga a migrar a la gente a otr…
Ecuador ha perdido USD 424 millones en el sector agr…
Río cancela fiesta de fin de año tras primeros casos…
Chile confirma su primer caso de variante Ómicron
Salario de profesores en Venezuela llega a USD 11
Decisión judicial avala a comerciantes informales en…

ALMA descubre ‘línea de nieve’ en una estrella a 175 años luz de la Tierra

ALMA  cuenta con 66 antenas que permiten observar objetos lejanos con mayor resolución y calidad. Archivo/ EL COMERCIO

ALMA cuenta con 66 antenas que permiten observar objetos lejanos con mayor resolución y calidad. Archivo/ EL COMERCIO

Usando la tecnología del radiotelescopio ALMA, instalado en el desierto de Atacama (ubicado en Chile), un grupo de científicos logró observar por primera vez una línea de nieve alrededor de un joven sistema solar, a 175 años luz de la Tierra.

La observación del monóxido de carbono congelado fue hecha alrededor de la estrella TW Hydrae. Los expertos creen que este joven sistema es similar a nuestro sistema solar cuando tenía sólo unos pocos millones de años.

Al igual que en la Tierra, la congelación de agua y otras moléculas se produce en las zonas más frías y apartadas de un sistema solar. Lo primero que se congela son las moléculas de agua y luego, hacia las capas exteriores, se van congelando gases presentes en grandes cantidades, como dióxido de carbono, metano, monóxido de carbono y otros.

Hasta ahora el estudio de las líneas de nieve estaba limitado a sus características espectrales porque nunca se habían producido imágenes directas. Usando la capacidad técnica de ALMA (que ni siquiera tenía el totalidad de sus antenas instaladas) se cambió la forma de acercarse al fenómeno para penetrar la capa de monóxido de carbono que rodea el sistema, se buscó una molécula llamada diazenilio.

Este compuesto se destruye en presencia del monóxido de carbono, pero se mantiene cuando las moléculas están congeladas. Además, el diazenilio brilla fuertemente en las frecuencias milimétricas del espectro en las que opera ALMA. Así, el compuesto fue detectado, permitiendo la detección de la línea de nieve.

Los expertos indican que el descubrimiento es importante, ya que se cree que las líneas de nieve cumplen un papel fundamental en la formación de los sistemas solares al ayudar a los granos de polvo a superar su tendencia natural a colisionar, entregándoles un revestimiento externo más pegajoso, apurando así el proceso de formación planetaria.

Suplementos digitales