6 de mayo de 2018 12:03

La belleza de la nueva Miss Ecuador la ha llevado a trabajar en el extranjero

valore
Descrición
Indignado 10
Triste 0
Indiferente 16
Sorprendido 0
Contento 46
Alexander García

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La belleza de Virginia Limongi Silva, la nueva Miss Ecuador, ha encajado en países como India donde trabajó cuatro meses como modelo de catálogos y comerciales.

"Tengo rasgos hindúes, por el grosor de mis cejas, por mis ojos grandes y facciones fuertes. Es más la mezcla de razas, mi padre tiene orígenes italianos y mi mamá es manabita", dice la nueva soberana, de 24 años y representante de Portoviejo.

Limongi Silva se convirtió la noche del sábado 5 de mayo en la séptima manabita en alzarse con la corona de la mujer más bella del país, en una gala realizada en Machala (El Oro).

Virginia Limongi Silva, de 24 años y representante de Portoviejo, se alzó con la corona del Miss Ecuador 2018 la noche de ayer, sábado, 5 de mayo del 2018,  en la ciudad de Machala (provincia de El Oro). Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Virginia Limongi Silva, de 24 años y representante de Portoviejo, se alzó con la corona del Miss Ecuador 2018 la noche de ayer, sábado, 5 de mayo del 2018, en la ciudad de Machala (provincia de El Oro). Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Ha trabajado como modelo en países como México, Sudáfrica y Filipinas, aunque explica que más que modelo de pasarela es una modelo para catálogos, campañas fotográficas y comerciales de televisión. En Sudáfrica trabajó para el mercado europeo en una campaña de Nescafé para Francia.

Ser modelo de pasarela hubiera implicado extremar su dieta y ejercicio, y no estaba dispuesta a renunciar a su felicidad, dijo. "Como buena manabita tengo las caderas bien puestas, aprendí que si me cuesta mucho mi felicidad digo no. Me gusta comer, no me gustan las dietas tan rigurosas, ni gastar tres horas en el gimnasio por llegar a un peso que no es saludable para mí".

La manabita Virginia Limongi se convirtió en la séptima manabita en alzarse con la corona desde 1955.  Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

La manabita Virginia Limongi se convirtió en la séptima manabita en alzarse con la corona desde 1955. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

El favoritismo la perseguía desde la Ruta de la Belleza, un recorrido por una docena de ciudades del país. "Más que favorita me sentí querida. El favoritismo lo tiene cada candidata con su grupo de apoyo. Estoy muy agradecida con la organización, mi familia y con los fans que me apoyaron tanto en redes sociales y armaron el 'team limongers', me llevaban flores y me pedían fotos casi en todos los lugares a dónde iba", contó Limongi.

Tras la gala de elección en Machala, la Miss Ecuador 2018 indicó que su trabajo social se centrará en apoyar campañas de la Cruz Roja y en la atención a niños con diabetes tipo 1 con la Fundación Fuvida, una labor ligada a sus estudios de tercer año de la carrera de nutrición y dietética.

Limongi Silva se llevó además las bandas de Miss Popularidad, Mejor Actitud, Miss Cielo y Señorita Cuidado de la Piel, premios de los auspiciantes comerciales del certamen. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

La nueva soberana comenzó con los reinados en 2012, cuando se coronó como reina de Portoviejo y de Manabí. Y ya representó al país en el Miss World o Miss Mundo en el 2014. En 2015 inició su carrera como modelo de productos comerciales, al año siguiente participó en el Top Model of The World en Alemania.

"Estoy muy agradecida con todas las personas que me ayudaron, la organización, mi familia y mis fans que han sido claves en esta participación", dijo Limongi, tras la coronación. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

"Estoy muy agradecida con todas las personas que me ayudaron, la organización, mi familia y mis fans que han sido claves en esta participación", dijo Limongi, tras la coronación. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (93)
No (29)