Presidenta de Asamblea pide renuncia inmediata a sus…
Dar clases con mascarilla puede afectar la voz de lo…
5 200 pacientes con VIH del IESS no acceden a medici…
9 procesos de contratación, en 4 meses de la Asamblea
Guayaquil abre ferias ante descenso de contagios
298 sancionados por invadir las ciclovías en Quito
Cada ecuatoriano debe USD 292 a China y 348 al FMI
Chats señalan el ‘control’ de Sebastián …

Estudiantes de un colegio de Quito crean un proyecto de protección animal

'Ya tengo comidita' es un proyecto de los estudiantes de la Unidad Educativa Municipal Lombeyda del sur de Quito que busca generar conciencia sobre el maltrato animal, la tenencia responsable y los animales callejeros de la ciudad. Foto: Municipio de Quit

'Ya tengo comidita' es un proyecto de los estudiantes de la Unidad Educativa Municipal Lombeyda del sur de Quito que busca generar conciencia sobre el maltrato animal, la tenencia responsable y los animales callejeros de la ciudad. Foto: Municipio de Quit

‘Ya tengo comidita’ es un proyecto de los estudiantes de la Unidad Educativa Municipal Lombeyda del sur de Quito que busca generar conciencia sobre el maltrato animal, la tenencia responsable y los animales callejeros de la ciudad. Foto: Municipio de Quito.

El proyecto ‘Ya tengo comidita’ de la Unidad Educativa Municipal Lombeyda nació con el afán de los estudiantes de ayudar a los animales callejeros. Conscientes de la problemática de su barrio y de toda la ciudad, buscan generar conciencia sobre la tenencia responsable y el respeto a todos los seres vivos, informó el Municipio de Quito.

Los alumnos vieron durante muchos años cómo alrededor de su colegio se congregaban varios canes hambrientos. Ellos buscaban comida y rompían las fundas de basura, algo que molestaba a los vecinos, según Elias Ichau, rector del plantel.

Desde mayo, los estudiantes realizan campañas para educar a los otros miembros de la comunidad educativa y el vecindario. Hablan sobre la esterilización, la adopción y sobre el maltrato. Además han ubicado dos contenedores de alimento en los alrededores. Esto se financia con la venta de artículos creados por los mismos alumnos.

Antes de las 07:00 se rellenan los contenedores con el alimento que se adquiere con la autogestión. Lamentablemente, debido a las limitaciones económicas, únicamente se puede colocar comida una vez al día.

Diariamente, los perros del sector consumen un quintal de comida. Esto se solventa gracias a la autogestión y a las donaciones de otros estudiantes y miembros de la institución.

Para poder seguir ayudando, la Lombeyda hizo un llamado a otras personas para sumarse a su iniciativa. Asimismo, buscan ser un modelo que se replique en otras instituciones para que en cada barrio los vecinos se hagan responsables de la fauna urbana de su sector.

Para colaborar con alimento se puede dejar donaciones en la institución ubicada en San Fernando de Guamaní Calle S56B N°Oe6-22. También se puede comunicar al teléfono 3018261.

Suplementos digitales