Disposición de presentar el carné de vacunación se c…
Consejos para que el retorno a clases de los hijos s…
Gobierno protegerá a trabajadores de obras tras expl…
Ucranianos alistan maletas y kits de emergencia ante…
Estos son los criterios y comentarios por el regreso…
Requisitos, trámite… Se inicia renovación de l…
Presidente turco Erdogan a cantante: ‘Hay que …
Quito regresa a la alerta naranja por covid-19

Una arritmia cardíaca puede complicar la carrera del futbolista

La arritmia es la principal causa de la muerte súbita, explica el deportólogo Óscar Concha. Foto: Freepik.es

El retiro de Sergio Agüero del fútbol, como anunció el jugador este miércoles 15 de diciembre del 2021, ha puesto de nuevo la atención en los problemas de salud que suelen afectar a los futbolistas de la alta competencia.

La despedida de el ‘Kun’ se había anticipado hace meses, cuando Agüero se retiró de la cancha por un dolor en el corazón, en pleno partido del Barcelona español ante el Alavés. En ese entonces, el argentino, de 33 años, sufrió una arritmia cardiaca durante el juego del 30 de octubre y se mantuvo bajo observación.

Aquel día, Xavi, entrenador del Barcelona, descartó el retiro del futbolista, pero este miércoles el Kun confirmó su decisión: “La salud es lo primero”, dijo entre lágrimas el jugador.

“Cuando me hice la primera prueba física en la clínica, los médicos me llamaron para decirme que había una posibilidad muy grande de que no siguiera como profesional. No fue fácil, lo venía procesando por lo que me decía el médico. Cuando me llamaron y me dijeron que era definitivo, tardé unos días más en procesarlo”, relató.

Al ser consultados sobre el problema médico, los especialistas consideran que esta podría ser una opción para precautelar la vida del argentino.

El riesgo más grave que pudiera sufrir el deportista por una arritmia es la muerte súbita, como ocurrió con el camerunés Marc-Vivien Foé, fallecido a los 28 años en las semifinales de la Copa de Confederaciones, en 2003.

Otro caso doloroso fue el de Abde­lhak Nouri, del Ajax de Holanda, que sobrevivió a un desvanecimiento tras una arritmia en 2017. Despertó del coma tras dos años, pero sufrió daños cerebrales severos. Ahora solo reacciona a estímulos.

Otros futbolistas que pasaron por complicaciones cardíacas son Christian Eriksen, Íker Casillas, Nwankwo Kanu, Rubén De la Red, Lilian Thuram, Antonio Cassano, Sergio Sánchez, Fabrice Muamba, Manuel Almunia, Jontahan Biabiany y Felice Natalino.  

En Ecuador, el más representativo fue el de Joao Paredes, a quien le detectaron una arritmia en 2017, en los chequeos antes de fichar por Liga de Quito. Le recomendaron dejar el deporte, pero a los tres años volvió al fútbol profesional en el Olmedo.

Ahora el delantero pertenece al 9 de Octubre. Su representante, Patricia Torres, afirmó que los chequeos médicos fueron enviados a Estados Unidos y recibió un visto bueno para seguir compitiendo en alto nivel.

La arritmia es la principal causa de la muerte súbita, explica el deportólogo Óscar Concha, quien ha tratado a jugadores ecuatorianos y deportistas de élite como el montañista Iván Vallejo.  

“La arritmia es una anomalía en los latidos del corazón y provoca una fibrilación. El corazón empieza a latir más fuerte y puede producir un paro cardíaco”, explica Concha.

Josep Brugada, cardiólogo que atendió a Agüero, dijo anteriormente que el argentino se sometió a un procedimiento y en ese entonces ya escatimaba su retiro. “Se le hizo un proceso terapéutico auricular. Normalmente evoluciona muy bien y se curan en un 80%. En cambio, si es un proceso ventricular, habrá que ver cómo evoluciona. Es obvio que dejar el deporte profesional está dentro de las posibilidades”.

Concha coincidió con su colega español, Brugada. “Si la arritmia es estable puede tener un tratamiento. Sin embargo, si es inestable es incompatible con la alta competencia”.

El ‘Kun’ contrajo el virus del covid-19 en enero pasado. Una hipótesis es que las secuelas del virus pudieran haber desencadenado su arritmia. “El covid-19 actúa, a veces, sobre el músculo cardíaco”, añade Concha.

Sin embargo, el periódico El Español reveló que el goleador ya sufrió una arritmia a los 12 años, que la superó en su exitosa carrera: llegó a ser seleccionado de su país y campeón de Inglaterra con el Manchester City, donde es un ídolo.

Agüero esperó los resultados. En inicio, se dijo que sus chequeos preliminares no evidenciaron problemas cardíacos graves, pero sí existían riesgos de que esas arritmias vuelvan y por eso permaneció tres meses sin jugar. Estos problemas pueden volverse habituales. En sus redes sociales, el jugador agradeció a los hinchas y a sus colegas que le enviaron mensajes de apoyo.

Ante los riesgos por una muerte súbita, los especialistas recomiendan que se mejoren los controles médicos en la pretemporada de preparaciones físicas que realizan los equipos de fútbol. Esto porque los problemas pueden aparecer en los cotejos, las prácticas e, incluso, mientras no se realiza la actividad.

“El problema es que, en Ecuador, los chequeos cardíacos son escasos en los inicios de la pretemporada que realizan los equipos de fútbol. Es algo que debe corregirse”, concluyó Concha.

Suplementos digitales