Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 31 de julio del 2021
Arancel baja desde este 1 de agosto para bicicletas,…
Íñigo Salvador: ‘Hay entidades en donde campea la co…
Riobamba, en campaña para reactivar el turismo
Paseo Agroecológico de Guápulo se hace con emprendedores
Jóvenes se preparan para el nuevo examen Transformar
La Asamblea Nacional debate la legalización de lotes…
La viuda de Jovenel Moise dice que considera postula…

Mujer condenada por no acostarse con su esposo demanda al Estado francés

Imagen referencial. Una mujer que fue condenada por tribunales franceses por no tener relaciones sexuales con su esposo denunció al Estado. Foto: Flickr/ wp paarz.

Imagen referencial. Una mujer que fue condenada por tribunales franceses por no tener relaciones sexuales con su esposo denunció al Estado. Foto: Flickr/ wp paarz.

Imagen referencial. Una mujer que fue condenada por tribunales franceses por no tener relaciones sexuales con su esposo denunció al Estado. Foto: Flickr/ wp paarz.

Una mujer condenada por Justicia francesa en 2019 por no acostarse con su marido ha demandado al Estado francés ante la Corte Europea de los Derechos del Hombre (CEDH) para pedir un cambio en la interpretación de los jueces, explicó su abogada.

Barbara, de 66 años y con cuatro hijos, fue considerada culpable en un tribunal civil del divorcio con su marido, según decidieron tres juezas de una Corte de Apelación de Versalles.

Ese tribunal consideró que hubo “una violación grave y continuada de los deberes y obligaciones del matrimonio, haciendo intolerable el mantenimiento de la vida en común”. La mujer, no obstante, no fue condenada a pagar ninguna indemnización.

La letrada, Lilian Mhissen, explicó que luchan por eliminar ese “principio” de culpabilidad extraído de una lectura “arcaica” que han hecho los magistrados de las diferentes instancias.

“En la ley francesa no existe la obligación de mantener relaciones sexuales. Es una interpretación que hacen los jueces que data del derecho canónico de la época de Napoleón (siglo XIX) y que perdura en Francia”, lamentó Mhissen.

Para la abogada, es además “sorprendente” que la condena haya sido emitida por un tribunal formado por tres mujeres.

El proceso puede llevar años hasta que haya una decisión de la CEDH, añadió.

“En los artículos del código civil que lee un alcalde cuando dos personas se casan se menciona que el matrimonio se debe respeto, ayuda y fidelidad (…) Pedimos que termine la interpretación de fidelidad y la de vivir juntos como una obligación a tener relaciones”, refirió.

Mhissen adelantó que los propios jueces pueden “dejar de aplicar esa interpretación” antes de que se emita la decisión de la Corte Europea de los Derechos del Hombre.

La abogada recordó que el Reino Unido ya fue condenado por esa Corte en 1995 “en el aspecto penal” al permitir que un hombre que violase a su esposa pudiese ser procesado.

“En Francia, ya hay una decisión en el mismo sentido. La violación conyugal está prevista, pero ante un juez civil si la mujer no quiere relaciones, está cometiendo una falta“, lamentó.

Mhissen recordó que ya ha habido otras condenas en Francia por faltar a la obligación del débito conyugal en el matrimonio: “En 2011 fue un hombre el que fue condenado por no acostarse con su mujer” a una multa de 10 000 euros.

Barbara, que arrastra graves problemas de salud desde 1992 que la llevaron a la incapacidad, ha contado con el apoyo y la asistencia de las asociaciones feministas Fundación de las Mujeres y el Colectivo Feminista contra la Violación.

La presidenta de este último grupo, Emmanuelle Piet, explicó que la demandante “no ganará ninguna indemnización” si vence el proceso, aunque sí se podrá hacer presión para un cambio legislativo.

Piet asumió que el de Barbara es un combate largo, como el llevado a cabo contra la violación dentro del matrimonio.

“Nos llevó doce años de recursos. Desde 2006, la violación conyugal es una circunstancia agravante en Francia”, recordó.