Brechas laborales persisten en el país
Asesinato de Efraín Ruales, sin sentenciados luego d…
Entre 40% y 50% de las vías de la capital necesita u…
Fiscal pide 12 años de prisión para Kenji Fujimori
En marzo Ecuador concretará el acuerdo comercial con México
Grupo antivacunas irrumpe en un hospital
Mujer no embarazada obtiene un amparo para acceder al aborto
ANT no incrementará costos de sus servicios en este año

Más de cinco años de zozobra en Zaruma

Decenas de zarumeños se alarmaron ante el remezón que ocasionó la caída de parte de una vivienda colapsada, a cien metros de donde el Presidente participaba de una mesa técnica. Foto: EL COMERCIO

Desde finales del 2016 y, en especial, desde inicios del 2017, Zaruma empezó a sufrir la zozobra de los socavones que amenazan con destruir su casco histórico.

En octubre del 2016 se detectó un deslizamiento de tierra bajo dos aulas de la Escuela La Inmaculada.

Eso obligó a clausurar el espacio, que el 2 de enero del 2017 colapsó.

Fue ese el estruendoso inicio de una historia de inacabada de incertidumbre para los zarumeños.

Han habido estudios, trabajos de relleno de socavones, declaraciones de emergencia, conformación de equipos especiales, controles militares, zonas de exclusión minera ampliadas y luego disminuidas.

Nada, sin embargo, ha logrado frenar las causas ni los efectos de los socavones que la noche del miércoles, 15 de diciembre de 2021, provocaron la caída de dos casas del centro de Zaruma, la afectación de tres calles y la evacuación de familias.

A lo largo de estos más de 5 años se ha logrado establecer que en lo profundo de Zaruma hay unos 58,6 kilómetros de galerías mineras que carcomen sus entrañas. Allí, los mineros buscan oro.

Zaruma, cantón de la provincia de El Oro, está atravesado por una gran veta mineralizada, un bloque de cuarzo, de hasta tres metros de ancho, que oculta el preciado metal muy cerca de la superficie.

Aquí un recorrido por esa historia de socavones.

Suplementos digitales