27 de septiembre de 2019 15:51

Cuenca se sumó a la Huelga Mundial por el clima

Los jóvenes lideraron la Huelga Mundial por el Clima en Cuenca. Foto: Lineida Castillo / EL COMERCIO

Los jóvenes lideraron la Huelga Mundial por el Clima en Cuenca. Foto: Lineida Castillo / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 1
Lineida Castillo

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Niños, estudiantes, colectivos de ambientalistas, organizaciones sociales y ciudadanos en general participaron, este viernes 27 de septiembre del 2019, en la Huelga Mundial por el Clima en la capital azuaya. Una iniciativa que se desarrolló en varios países.

En Cuenca la convocatoria la hizo el colectivo Cuenca por el Clima y para atraer a los jóvenes desarrolló la campaña 'Rancla Colectiva por el Clima' en la que invitaba a los estudiantes, trabajadores, empleados y demás personas a escaparse de sus actividades para participar en la protesta.

La concentración fue a las 10:30 en el parque de La Madre, frente al río Tomebamba, y de allí subieron al Centro Histórico. Jóvenes haciendo ruido con tambores, maracas y panderetas encabezaron la protesta.

Detrás de ellos estuvo el resto de las personas, algunos con rostros pintados y portando pancartas que exigían respuestas y acciones decididas a las autoridades locales y provinciales, frente a la crisis climática que enfrenta el planeta.

Durante la protesta jóvenes hacían ruido con tambores, maracas y panderetas. Foto: Lineida Castillo / EL COMERCIO

Durante la protesta jóvenes hacían ruido con tambores, maracas y panderetas. Foto: Lineida Castillo / EL COMERCIO


Ernesto Arbeláez, propietario del zoológico Amaru y miembro del colectivo Cuenca por el Clima, dijo que con esta movilización le dicen a la niña ambientalista Greta Thunberg, que no está sola en su lucha y a los gobiernos una agenda climática y acciones urgentes para afrontar esta emergencia.

Los manifestantes se apostaron en la esquina de las calles Bolívar y Borrero, en los bajos de la Alcaldía de Cuenca, gritando consignas como “Por el clima, por el agua y por la vida”, “Para que estudiar si no hay futuro”, entre otras. El edificio fue resguardado por policías.

En esa misma esquina, un grupo de estudiantes universitarios recreó las afectaciones climáticas que soporta el planeta como los deshielos de los nevados, la muerte de especies y la contaminación ambiental.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)