Incidencia y hospitalizaciones por covid-19 disparan…
El crimen por el que se estrenaría la cadena perpetu…
Un profesor y sus estudiantes presentaron ‘la …
René Paredes es el nuevo director de la AMT en la ad…
Constituyentes chilenos disfrazados; un dinosaurio y…
Vuelve a cerrar la polémica escultura neoyorquina Ve…
Alcaldes de la provincia de El Oro piden al Gobierno…
Las playas de Manabí esperan por los turistas con me…

Actores locales, en campaña por sus derechos

Christoph Baumann y Sonia del Cisne

Intérpretes del Ecuador han creado una campaña para fomentar el pago de derechos de reproducción de piezas audiovisuales.

Las redes sociales sirvieron como plataforma para la difusión de la campaña Actúa por tus derechos, impulsada por actores y actrices ecuatorianos. Esta iniciativa busca crear conciencia sobre la importancia en el respeto de los derechos de propiedad intelectual que tienen los artistas audiovisuales sobre sus interpretaciones.

Reconocidas figuras de la pantalla como Roberto Manrique, Erika Toa Russo, David Reinoso, entre otros, aparecen en un video en el que se expone la situación de los intérpretes audiovisuales del país. La campaña se respalda en el Código Ingenios, vigente desde el 2016, que reconoce los derechos de remuneración equitativa de los intérpretes audiovisuales.

Sonia del Cisne, actriz y presidenta de Uniarte, explica que, a través de esta norma, los actores tienen derecho a recibir una compensación cada vez que una producción en la que han actuado se repita en el cine, la televisión o plataformas de ‘streaming’ con fines comerciales, independientemente de los honorarios que les corresponde por filmar la obra original.

Esa compensación se tramita a través de Uniarte, que es la sociedad de gestión colectiva para el sector audiovisual reconocida legalmente por el Senadi. Actualmente, esa entidad cuenta con 150 socios, de los cuales el 80% es de actores.

Esa es la referencia que hace Manrique en el video de la campaña cuando dice: “Cuando yo no actúo, mis personajes siguen trabajando”.

La campaña, dice Sonia del Cisne, cobra mayor relevancia desde que el Ecuador se convirtió en el país número 42 en adherirse oficialmente al Tratado de Beijing, desde el pasado 3 de mayo. Este acuerdo internacional está encaminado a la protección de los derechos de propiedad intelectual y confiere derechos patrimoniales a los artistas audiovisuales.

Desde que el Código Ingenios entró en vigencia, Marisol Romero no ha recibido ni un centavo por la explotación comercial que se ha hecho en Ecuador de las obras audiovisuales en las que ha trabajado. 

Amas de casa desesperadas’, ‘Sin retorno’, ‘Casi ángeles’ o ‘Tierra de serpientes’ son solo algunas de las producciones en las que ha participado en 28 años de carrera actoral. La última vez que Romero participó como actriz fue hace cinco años. Para sostenerse económicamente se ha dedicado a la radiodifusión y ha emprendido en otros negocios, pero no deja de extrañar el oficio que la apasiona. 

Para la actriz, el cumplimiento de las obligaciones económicas establecidas en la ley por parte de televisoras, cines y plataformas es una parte fundamental en la cadena de la producción audiovisual local.

La vulnerabilidad del sector audiovisual y de los actores se complicó por la pandemia, dice Christoph Baumann. El actor pertenece a la población de adultos mayores y desde hace 36 años radica en Ecuador, donde ha participado en incontables producciones para teatro, cine y televisión

En los últimos años ha visto retransmisiones de varias producciones en las que ha trabajado, pero no ha recibido ninguna compensación económica. Para el actor, el cumplimiento de la norma reforzaría la relación entre actores y exhibidores.