28 de August de 2011 00:02

Dupletas, una tradición del estadio Atahualpa

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Jaime Pérez tiene 52 años, pero aún lleva recuerdos de los 12. A esa edad, él solía ir al estadio Olímpico Atahualpa de Quito para observar las triples y dobles programaciones del Campeonato ecuatoriano de fútbol.

El quiteño solía ir al escenario junto con su padre Alfonso Pérez, quien le inculcó la afición por Aucas. Por ello, se convirtió en acérrimo hincha del club oriental. Incluso, llegó a ser gerente del plantel quiteño.

El ex directivo rememora que, junto con su padre y sus familiares, se reunían todos los domingos en la avenida 6 de Diciembre con camisetas y distintivos del Aucas, equipo que hoy juega en la Segunda categoría de Pichincha.

En el interior del Atahualpa, Jaime y su padre se separaban. ¿La razón? Antes, los niños y los adultos ocupaban lugares distintos en los graderíos. “Era algo chistoso. A los más pequeños nos enviaban a las gradas que hoy estarían ubicadas debajo del marcador electrónico. En cambio, los grandes se reunían en otro sector”.

Los más pequeños (menores de 12 años) ingresaban gratis, pero debían esperar a sus padres hasta nueve horas. Esto porque las jornadas eran extensas en el escenario ubicado en El Batán.

La Asociación de Fútbol No Amateur de Pichincha (AFNA) organizaba las triples programaciones desde las 07:30, hora a la que iniciaba el primer cotejo. Luego, había otro partido desde las 09:30. En cambio, el tercer encuentro empezaba a las 11:30.

Los Pérez se levantaban a las 06:00 para acudir con puntualidad al estadio. Jaime compartía un lugar en los graderíos con su primo Fernando Hinojosa, quien posteriormente llegó a ser presidente del Aucas.

En las gradas, los adultos escuchaban las ofertas de los ‘zambos’. Así eran conocidos los vendedores de cerveza. “¡Zambo trae una cerveza para acá¡”, era un pedido recurrente de los aficionados.

Era la época de los setenta y los hinchas disfrutaban de los encuentros entre los equipos América, Universidad Católica, Politécnico, Deportivo Quito, El Nacional, Aucas y Liga de Quito.

Jaime Naranjo, periodista y miembro de la Federación Internacional de Historia y Estadística del Fútbol (Iffhs), tiene un recuerdo de esa época. Él cuenta que los dirigentes del Politécnico eran ‘madrugadores’. “Ellos pedían al gerente de AFNA, Germán Dávila, que programaran al Politécnico en el primer partido del triplete. Tenían pocos hinchas y no les importaba madrugar”.

Los dobletes (dos partidos en el mismo día) y las ‘tripletas’ (tres cotejos) no siempre eran atractivas. En 1973, por ejemplo, las programaciones en Quito se realizaban entre El Nacional, el Quito, América y la Universidad Católica.

Pese a esto, en 1973, el juego más atractivo fue entre Liga de Quito y Aucas. “Ambos clubes habían perdido la categoría. Pero los hinchas llenaron el Atahualpa solo por ver este partido”.

Los relatores de fútbol también se preparaban desde la madrugada, revela José Granizo, director de Deportes de Radio Tarqui.

‘Don Pepe’ (entonces trabajaba en Radio Gema) se levantaba a las 05:00 y, posteriormente, se dirigía al estadio. Luego, empezaba a relatar los partidos desde las 07:30. “Acudíamos hasta tres relatores y nos turnábamos cada 15 minutos para narrar los partidos. De lo contrario habría sido imposible aguantar toda la jornada”.

La aparición de nuevos estadios en Quito frenó las triples programaciones en el Atahualpa. En 1994, se fundó la ‘Caldera del Sur’, del Aucas, y en el 2007 se inauguró la ‘Casa Blanca’, de Liga Deportiva Universitaria.

Granizo añade otro factor: la televisión. Él dice que ahora las televisoras que poseen los derechos de TV imponen horarios en diferentes días. “Antes era imposible que se jugara entre viernes, sábado y domingo. Solo se jugaba el domingo y punto”.

Los dirigentes argumentan que ahora es complicado realizar programaciones de este tipo por otro factor: el aparecimiento de barras. Galo Barreto, gerente de AFNA, advierte que “es difícil controlar a barras bravas de los equipos”. Según el dirigente, se necesitaría miles de policías para vigilar la seguridad de los hinchas.

La última tripleta en el Atahualpa se realizó el 14 de septiembre del 2005. Ese día se enfrentaron Deportivo Quito y Espoli, El Nacional ante Olmedo y Aucas frente a Liga de Quito.

Hoy, los hinchas reviven un doblete. A las 10:45 Deportivo Quito recibe al Olmedo y, a las 13:10, El Nacional es local ante Independiente José Terán.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)