El Pico y placa se retoma en Quito, tras el feriado
Erupción del volcán Semeru en Indonesia deja 34 muertos
Acusan de abuso sexual a policía que invitaba a un m…
Oferta de vuelos domésticos tiene mayor competencia
“Debemos ser más empáticas y solidarias frente a la …
Lasso seguirá de cerca los proyectos estratégicos
Colombia pedirá carné de vacunación para ingresar al país
Bolsa con 31 kilos de cocaína fue hallada flotando en el mar

1 971 agentes de tropa y oficiales comienzan a operar en Ecuador

En el Distrito de Policía Eugenio Espejo se aumentaron 80 camas para los gendarmes. Foto: Galo Paguay/ EL COMERCIO.

En el Distrito de Policía Eugenio Espejo se aumentaron 80 camas para los gendarmes. Foto: Galo Paguay/ EL COMERCIO.

En el Distrito de Policía Eugenio Espejo se aumentaron 80 camas para los gendarmes. Foto: Galo Paguay/ EL COMERCIO.

Hubo reuniones de planificación. Se delimitaron las zonas en donde se cometen más delitos. Incrementaron las camas y se organizaron para redistribuir chalecos y armas. Así se prepararon los comandos provinciales para recibir desde hoy a 1 597 nuevos policías de tropa y a 374 oficiales, graduados la semana pasada.

Según la planificación oficial, el personal patrullará en las calles, realizará operativos de control y de seguridad.

De hecho, el pasado 28 de febrero, el presidente Lenín Moreno anunció ante las tropas que “en los próximos días, la Policía desplegará nuevos esfuerzos, intervenciones puntuales en zonas de violencia y delito”. Y aseguró que habrá “mayor presencia en la calle”.

Quito y Guayaquil son las ciudades que recibirán más agentes. A la capital se destinaron 205 gendarmes y 41 subtenientes. A la urbe porteña se envió la misma cantidad de personal de tropa; solamente aumentaron un oficial.

La intención del Comando General es destinar más equipos a zonas en donde se ha reportado, por ejemplo, la mayor cantidad de muertes violentas.

En el 2018, Quito registró 121 casos y Guayaquil 167. En el 2017, fueron 111 y 181, respectivamente.

Además, se destinarán grupos para patrullajes en los exteriores de colegios, en zonas turísticas, comerciales y financieras. El portavoz de la Policía, José Vargas, dice que la idea es reducir la cantidad de delitos, como el robo a personas. El año pasado, a escala nacional se registró 28 068 casos.

Ese es uno de los ilícitos más común en el país. Otros son: robo a domicilios, a negocios, accesorios y partes de automóviles, robo de carros y motos.

En robos a viviendas, el año pasado, el Ministerio del Interior reportó un aumento de casos en Cañar, Morona, Sucumbíos, y Zamora Chinchipe.

En cuanto a los asaltos perpetrados el año pasado en contra de locales comerciales o negocios, la cifra oficial dice que el 48,63% se produjo en la Costa y el 45,23% en la Sierra.

La Policía advierte que también se fortalecerá la frontera norte, a donde se destinará 175 nuevos uniformados.

Dotación de equipos

El pasado lunes, durante el evento de graduación de 862 gendarmes en Pichincha, la ministra del Interior, María Paula Romo, aseguró que a los nuevos miembros de la institución policial se les entregará el equipamiento necesario para ejercer su trabajo, como por ejemplo chalecos y armas. “Cada policía tendrá la dotación que corresponda según el trabajo que vayan a realizar”.

El portavoz de la Policía, José Vargas, aseguró que por el momento no se dotará al personal de nuevos equipos, sino que se hará una “redistribución” de chalecos, armas y radios de comunicación que ya existen en la Policía. “Vamos a optimizar los recursos que actualmente tenemos”.

Vargas explicó que cuando un grupo de agentes salga a la calle a un operativo tomará el equipamiento de aquellos que no estén en patrullajes o que se encuentren en áreas administrativas.

La idea es evitar “riesgos en su integridad física”. El vocero indicó que este mecanismo de redistribución se aplicará hasta que se pueda adquirir el nuevo equipamiento.

El pasado 13 de febrero, el alto mando policial confirmó a este Diario que existe un pedido para que se adquieran 4 100 chalecos antibalas.
Quito y Guayaquil

Para recibir al nuevo personal, en el Distrito de la Policía Eugenio Espejo, uno de los más grandes de Quito, que cubre desde la Patria hasta la av. Del Maestro, aumentaron 80 camas. En cada habitación hay 10 literas de una plaza y cuentan con cobijas de color azul.

El comandante de este Distrito, Cristian Rueda, dijo que desde hoy los nuevos equipos serán distribuidos en las Unidades de Policía Comunitaria (UPC) y que de ser necesario se dotará de más camas.

En el caso de Guayaquil, Durán y Samborondón, la comandante Tanya Varela aseguró que los uniformados reforzarán la seguridad para evitar los actos delictivos, el consumo de droga en las calles y la venta de narcóticos en los barrios.

Según Varela, hoy y mañana se realizará una inducción para que los agentes de tropa sepan el trabajo que deben hacer y desde el miércoles se iniciarán los patrullajes.

Suplementos digitales