Así sancionan a quien dañe servicios como el Metro de Quito

Un pasajero activó la tiradera de emergencia en uno de los trenes del Metro de Quito y causó la paralización del servicio este 4 de mayo de 2023. El vehículo fue remolcado. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO

La mañana de este jueves 4 de mayo de 2023, antes de llegar a la estación El Ejido del Metro de Quito, se activaron los protocolos de emergencia. Esto se dio ante la acción de un usuario que activó la palanca de emergencia en uno de los trenes.

Según declaraciones de Roberto Custode, gerente de operaciones del Metro, luego de activarse el mecanismo, el tren entró en un modo de bloqueo y fue necesario llevar otra unidad para remolcar a la afectada. 

Los usuarios fueron evacuados de por el personal a cargo. El hecho se registró en el tercer día de operación con cobro del sistema Metro de Quito. Esta etapa arrancó el 2 de mayo. 

El hecho ocasionó retrasos en los turnos programados y el tren tuvo que ser remolcado a talleres y cocheras. En reemplazo de la unidad se activó una de emergencia que solventó la demanda de los usuarios

El incidente ocasionó el cierre de estaciones y el malestar de los pasajeros. Algunos, al llegar a El Labrador, en el norte de Quito, indicaron que pasaron, al menos, 30 minutos sin avanzar

El Código Orgánico Integral Penal (COIP) establece sanciones para quienes provoquen daños en bienes y que estos resulten en la paralización de un servicio. Según esa normativa en Ecuador, la persona que incurra en ese delito se enfrenta a una pena privativa de libertad de uno a tres años.

Hasta las 13:10 de este jueves se desconocía si la persona responsable de las complicaciones fue ubicada. 

Una vez superado el incidente, informaron desde la Empresa Metro de Quito, el servicio se reactivó de manera paulatina, con cobro en las estaciones habilitadas: Quitumbe, Morán Valverde, Solanda, Recreo, La Magdalena, San Francisco, El Ejido, La Carolina y El Labrador.

Ciudadanía puede reportar daños 

Luego del incidente, Metro de Quito exhortó a la ciudadanía a alertar sobre posibles actos de imprudencia o vandalismo.

Cada tren cuenta con 24 puntos de emergencia, compuestos por un tirador de alarma y un interfono. Los equipos se deben usar exclusivamente en casos de emergencia, como hechos relacionados con seguridad, salud, acoso sexual, etc.

¿Cómo funciona? 

Cuando se activa el interfono, la persona que opera el tren contesta y recibe la alerta. Según el caso, se deriva a, por ejemplo, talleres, puestos de control en las estaciones, Policía, ECU 911, etc. 

Las estaciones del Metro también cuentan con interfonos para reportar las emergencias. 

El sistema cuenta con 18 trenes, pero hasta este 4 de mayo solo operan cuatro, en dos franjas horarias: de 07:00 a 10:00 y de 16:40 a 19:30.

La tarifa para usuarios en general es de 0,45 centavos; 0,22 centavos pagan estudiantes hasta bachillerato y adultos mayores, mientras que el pasaje preferencial de personas con alguna discapacidad es de 0,10 centavos. 


Visita nuestros portales:

Sigue a EL COMERCIO en Google News CLIC AQUÍGoogle News


Suplementos digitales