Los vacunados con Sinovac afrontan más limitaciones …
Ecuatorianos laboran bajo 42 tipos de contrato
Evaluación ciudadana, clave en cobro de tasa de segu…
Bancos comunales son un soporte para 6 000 familias …
Calles y Asamblea, las dos vías de las movilizaciones
En plena audiencia, un niño le pide al Papa su solideo
Informe acusa a Bolsonaro de agravar la pandemia por…
Trump anuncia lanzamiento de su propia empresa mediá…

Metro de Quito ha tenido cinco gerentes en esta Alcaldía

Los 18 trenes se encuentran en Talleres y Cocheras del Metro, en el sector de Quitumbe, en el sur de la capital. Foto: Vicente Costales / EL COMERCIO

Durante la administración de Jorge Yunda -que lleva dos años y cuatro meses- han pasado cinco gerentes por la Empresa Metro de Quito. Cuatro de ellos, solo entre enero y septiembre de este 2021.

La rotación en la cabeza de la empresa que lidera el proyecto más importante en la historia de la capital ha sido intensa. Con excepción de Édison Yánez (el primero en ser nombrado), los demás no superaron los cuatro meses en el cargo.

Los cambios constantes en lo que va del 2021 empezaron cuando se debió definir el modelo de gestión. El primero en salir, después de que no se aceptara la alianza estratégica, fue precisamente Yánez. En su reemplazo, Andrea Flores encaminó la decisión hacia una operación directa del Municipio con asistencia internacional. Pese a que el 2 de marzo pasado el Directorio optó por ella, dos meses después se pidió una revisión para ratificar o rectificar.

Desde entonces, el Directorio no ha tomado una decisión. Luego de Flores se nombró a Rodrigo Torres, quien permaneció en el cargo hasta que el 19 de julio pasado, cuando Santiago Guarderas asumió el cargo tras la remoción de Yunda.

Torres, en su breve paso, reafirmó que la mejor opción para operar el Metro era la asistencia internacional. Pese a que en su periodo no se definió nada, él ofreció que el sistema operaría en julio de 2022.

Finalmente, con el regreso de Yunda a la Alcaldía, el encargo de la gerencia que se hizo a Allan Peñafiel durante los 11 días de gestión de Santiago Guarderas como alcalde, se mantuvo . Su renuncia se conoció la mañana de este 27 de septiembre.

La salida de Peñafiel ocurrió cuando Yunda convocó al Directorio para definir nuevamente el modelo de gestión. La novedad es que ya no se trata de la operación directa con asistencia, sino de un modelo mixto.

El concejal Bernardo Abad señaló que la información para la sesión se remitió durante el fin de semana. Agregó que el modelo mixto nunca se ha tratado en el Directorio.

¿En qué consiste? El informe de la Gerencia señala que el modelo mixto considera que ciertas actividades, como la gestión de la operación, pueden ser ejecutadas por la empresa municipal. Para otras, como el mantenimiento y las telecomunicaciones, debe contratarse a un privado.

Desde que se inició la discusión sobre cómo gestionar el Metro, es la primera vez que se nombra esta modalidad. No obstante, Flores comentó que sí fue una de las opciones contempladas cuando se decidió analizar la ratificación o rectificación.

Flores señaló, además, que siempre estuvo presente la opción de delegar el sistema a un privado. Sin embargo, eso requería cambios normativos que hubiesen tomado un año.

Édison Yánez comentó que durante su gerencia nunca se analizó esa modalidad. Indicó que las consultorías internacionales mostraron que se podía hacer una empresa de economía mixta, una delegación completa y operación propia.

El exgerente mencionó que los estudios coincidían en que ante la falta de experiencia en Ecuador para operar el Metro y la inestabilidad política, la mejor opción era contratar un operador internacional que garantizase el proceso a largo plazo. Por eso él trabajó en la alianza.

Está planificado que este martes 28 el Directorio mantenga una reunión informativa sobre el nuevo modelo. El encuentro será al mediodía y, según el orden del día, Metro de Quito presentará también los comentarios de expertos internacionales.

Este 29 de septiembre, a día seguido, habrá otra reunión. El primer punto será el conocimiento del informe y una resolución al respecto. Justamente, Abad criticó ese proceso, ya que considera que dos días es un tiempo demasiado corto para tomar una decisión.

Los dos siguientes puntos por tratar son la renuncia de Peñafiel e inmediatamente el nombramiento de un nuevo gerente.

En la terna están: Jimmy Sangoluisa, Hernán Alvarado y Nelson Chimborazo. El primero de la terna acredita estudios en Urbanismo, Arquitectura y tiene un masterado en Empresas Inmobiliarias.

Alvarado ya fue parte de esta administración municipal cuando se desem­peñó como gerente de Emgirs. Acredita estudios en Ingeniería Sanitaria. Finalmente, Chimborazo tiene un masterado en Túneles y Obras Subterráneas. También es geólogo.

Para Abad, ninguna de las hojas de vida se apega al perfil que se requiere para ser el gerente del proyecto de movilidad más grande de la ciudad.

Jorge Yáñez tiene un título de Ingeniero Civil por la Pontificia Universidad Católica del Ecuador.

Nombramiento. ocurrió con Mauricio Rodas Ratificado. Se mantuvo en el cargo durante dos meses, después del cambio de Alcalde. Fue el último gerente de la administración de Mauricio Rodas. Dirigió el área de infraestructura del Metro; tras la salida de Mauricio Anderson, exgerente, fue titularizado en octubre de 2018.

Salida. Según se informó en su momento, la salida fue por mutuo acuerdo. Durante su gerencia se trataron temas como el retiro de ítems del contrato del Metro con la contratista. Uno de ellos fue el sistema de recaudo.

Édison Yánez tiene experiencia como consultor en tecnología para temas de la movilidad.

Su modelo fue la Alianza Estratégica.
Nombramiento. Fue el primer gerente nombrado por Jorge Yunda y el primero en abordar lo relacionado con el modelo de gestión. Su propuesta fue optar por una alianza estratégica que permitiría que el Metro compartiese los riesgos con un operador internacional.

Salida. La principal crítica fue que el modelo podía considerarse una concesión de un servicio público, lo que no estaba permitido. Puso su cargo a disposición en octubre de 2020. Se aceptó su renuncia en enero del 2021.

Andrea Flores experta en Normativa de Transporte, por las Naciones Unidas, (Unops)

Planteó que el municipio opere con asistencia
Operación directa. Impulsó la operación directa por parte del Municipio capitalino con asistencia internacional. La propuesta fue aceptada. Sin embargo hubo críticas. El principal cuestionamiento era que en el país no existe la experiencia para operar el Metro.

Salida. Flores señaló que presentó su renuncia porque no había el compromiso para sacar el proyecto. Añadió que ya había una fecha para poner en marcha la obra pero eso empezó a retrasarse al no ratificarse el modelo.

Rodrigo Torres acreditado como arquitecto y tiene una maestría en Ingeniería de Transportes.

La remoción lo obligó a salir del cargo
Ratificar el modelo. Si bien durante su paso por la Gerencia no se tomó la decisión definitiva sobre el modelo, su posición era la de operar el Metro de forma directa con la asistencia internacional. Su planteamiento era que todos los metros empiezan de esa manera.

Salida. Se produjo cuando Santiago Guarderas, durante sus 11 días como Alcalde, pidió la renuncia a todos los funcionarios. Sin embargo, en el regreso de Yunda, fue uno de los funcionarios que no retornó.

Allan Peñafieles ingeniero en Logística y Transporte por la Escuela Politécnica del Litoral.

Modelo mixto es su opción para el Metro
Nuevo modelo. El fin de semana pasado, con la convocatoria del Directorio para resolver sobre el modelo de gestión, se conoció que ahora se plantea la alternativa de un modelo mixto. Sin embargo, esa opción recién se conocerá este 28 de septiembre en una reunión informativa.

Salida. Permaneció en el cargo desde que Yunda regresó a la Alcaldía. Sin embargo, puso su cargo a disposición argumentando motivos personales relacionados con estudios en el exterior. Este miércoles 29 se define su reemplazo.

Suplementos digitales