Talibanes sustituyen Ministerio de la Mujer por Mini…
Detenida pareja en Guayaquil por producción de porno…
Lula mantiene amplia ventaja en sondeos para elecció…
Licencias ilegales se rastrean en calles de Ecuador
Corte Constitucional delimitó temas para una consult…
Maestros y padres sostienen la enseñanza inclusiva virtual
200 emprendimientos reactivan a Portoviejo
Iñaquito identificó sus mayores problemas y pide soluciones

La presencia de trabajadores en oficinas sube por el plan retorno

En la Plataforma Gubernamental, ubicada en el norte de Quito, se habilitó un nuevo punto de acceso al edificio. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

Registros de vacunación, nuevos accesos en edificios e incremento de las frecuencias de limpieza y desinfección fueron algunas de las medidas implementadas por instituciones públicas y privadas en el retorno al trabajo presencial, que arrancó ayer, 1 de julio del 2021.

El retorno progresivo de los trabajadores públicos y privados que tienen dos dosis de vacunación y 14 días de inmunización empezó ayer, según el plan del Gobierno.

En la Plataforma Gubernamental de Quito se habilitó un nuevo acceso para usuarios y funcionarios públicos.

En ese acceso, al igual que en otros tres que ya estaban operativos, una persona se encarga de tomar la temperatura.

El objetivo, según indicó la gerenta de las plataformas, Verónica Rodríguez, es evitar aglomeraciones. En ese edificio y en el de la Plataforma Sur se registró un aumento del 15% de funcionarios que ­acudieron a las oficinas.

Otra de las adecuaciones en ambas plataformas fue el cambio de la frecuencia de limpieza y desinfección en las oficinas. Desde esta semana, se realizarán cada cuatro horas; antes era cada ocho horas.

En estos días, dijo Rodríguez, se solicitará a las entidades información sobre el número de vacunados dentro de sus nóminas “para llevar un registro”, explicó.

En algunas empresas del sector privado, trabajadores expresaron su malestar por el retorno. Dos de ellos contaron que creen que no es necesario volver a la oficina, pues su labor es administrativa y la vienen haciendo desde casa.

Alexander volvió ayer, después de un año, a su oficina en una constructora en Guayaquil. Él tiene temor a exponerse y contagiar a su familia.

El trabajador se reincorporó, junto con cinco colaboradores más, luego de informar el pasado lunes que había sido inmunizado en Miami el 12 de mayo. “Asistimos a la oficina para llenar papeles, hacernos una prueba PCR y conocer los nuevos horarios que regirán desde el 7 de julio”, contó.

De igual manera, María Fernanda acudió a la camaronera para la que labora, a presentar su certificado de vacunación y a actualizar datos de su estado de salud en el área de Talento Humano. A ella le informaron que, desde el próximo lunes, entrará dos días en el horario de la mañana y los demás en un turno de la tarde.

Entre los empresarios, se ve necesario no dejar de promover el teletrabajo. La firma Proquim contrató una asesoría con una consultora internacional, para determinar cuáles son las preferencias de su personal respecto de cómo desean trabajar. La propuesta es que tengan una modalidad mixta con días presenciales y otros de trabajo remoto, explicó Christian Ponce, director ejecutivo de la firma. Esto se implementará en el último trimestre de año. Hoy, 15% de su plantilla está en teletrabajo.

En las oficinas de esta empresa se han adoptado medidas de bioseguridad desde el inicio de la pandemia, en marzo del año anterior, ya que el trabajo operativo nunca paró.

Varias organizaciones han decidido conservar el teletrabajo como una alternativa permanente. Es el caso de Corporación Formados, dedicada a la formación dual.

En la organización, cada trabajador se adapta de acuerdo con su necesidad y tiempo para asistir a la oficina, comentó Juan Fernando Gutiérrez, su presidente ejecutivo.

El Ministerio de Trabajo emitió una guía para el retorno progresivo. El texto señala que será potestad del empleador adoptar el retorno, teniendo en cuenta las actividades laborales que presta el empleado y el estado de inmunización. Sin embargo, el titular de la Cartera, dijo la semana pasada que era obligatorio el retorno del personal vacunado para reactivar la economía.

La guía dice que podrá adoptarse otra modalidad laboral “por acuerdo de las partes” para algunos casos. Por ejemplo, “si la naturaleza del trabajo lo permite, uno de los padres ­trabajadores o servidores podrá acogerse a teletrabajo” para el cuidado de niños menores de 12 años hasta que vuelvan a sus centros de estudio.

También podrán acogerse al trabajo remoto quien tengan condición agravante frente al covid-19 y que no estén inmunizados; o contagiadas o con sospecha de contagio; todo esto con autorización médica.

Suplementos digitales