Conaie dice que no irá a diálogos sin resultados
Director y guía de la cárcel de Guayaquil, despedido…
Arte y artesanías en los corredores culturales
La formación de un ‘tornado’ sorprendió a Quito
408 plazas, en Zona Azul para motocicletas en Quito
Leyes para uso progresivo de la fuerza y seguridad p…
Salario de hombres subió USD 23,9; el de mujeres, USD 2,2
Correísmo demandará la Reforma tributaria en la Cort…

La clase media en Ecuador viene cayendo desde el 2018

Imagen referencial. La clase media en Ecuador tuvo su auge entre 2004 y 2015. Foto: archivo / EL COMERCIO

La definición de clase media es quizá el concepto más romántico de la Economía: “Medio es belleza”.

La clase media tiene capacidad de ahorro, compra bienes más complejos como un auto, una casa o de valor agregado como tecnología, e incluso abona en la gobernabilidad de un país, explica el economista Damián Rodríguez.

Además, saber quiénes pertenecen a este grupo es relevante, porque la Asamblea espera conocer la nueva reforma tributaria que enviará el Gobierno y que podría suponer un esfuerzo económico para ellos.

Pero determinar con exactitud quiénes pertenecen a este segmento poblacional puede ser una tarea compleja.

La definición más económica suele ser por ingresos: hogares con ingresos por persona de entre USD 13 y 70 diarios o de USD 207 y 1 117 al mes. Es importante tener en cuenta que el concepto hace referencia a “persona por hogar”.

De este modo, en ese rango entra por ejemplo una familia de cuatro miembros, donde solo una persona trabaja y gana USD 900 al mes o USD 225 al mes por persona, que convierte a ese hogar en clase media. Pero si ese mismo grupo tiene cinco miembros ya no es clase media, porque el ingreso por persona sería solo de USD 180 al mes.

Para medir el impacto de la reforma que planteaba subir el pago de impuestos, para quien gane más de USD 2 000 al mes, se deberían considerar los ingresos que percibe el hogar y cuántos miembros tiene una familia, apuntó Rodríguez.

Explica, además, que el número de personas en la clase media se relaciona con el crecimiento de la economía y las políticas de redistribución de la riqueza. Por ejemplo, en 2005 unas 19 de cada 100 personas eran clase media. En cambio, en 2015 eran 37 de cada 100 ecuatorianos. Todo esto gracias al ‘boompetrolero y a las políticas de redistribución de la riqueza, dijo Rodríguez.

Ese segmento siguió creciendo hasta 2017 por el endeudamiento del país, pero desde 2018 viene cayendo porque ya no hay un ‘boom’ de precios del crudo, y también por la reducción del gasto social; con ello aparece la inequidad, agregó el experto. Entre 2018 y 2019, unos 244 000 ecuatorianos dejaron de ser clase media y se volvieron vulnerables.

Otro duro golpe vino con la pandemia. En 2020, un millón de ecuatorianos dejó de ser clase media, según un estudio de abril pasado del economista Roberto Castillo, que consideró ingresos de USD 10 a 50 por persona. En cambio, según el Banco Mundial, fueron medio millón de personas.

El economista Carlos de la Torre dice que cuando se habla de clase media no solo se deben considerar los ingresos sino las comodidades y las aspiraciones. “Una familia de clase media puede tener vivienda, nivel de educación superior, auto”, indicó.

El economista Fabián Jaramillo coincide en que el concepto es multidimensional, pero reconoce que esos factores son difíciles de medir.

Otro aspecto importante es que si se deja la pobreza no necesariamente se pasa a ser clase media. En el país, unos 7 millones de personas son “no pobres” pero tampoco son clase media, son vulnerables porque están expuestos a caer otra vez, ante cualquier imprevisto como enfermedad de un pariente o desempleo (ver gráfico).

Suplementos digitales