4 de junio de 2019 00:05

‘Sabor a chonta, marimba esmeraldeña’, música afro en un disco

Saúl Torres, director de Chonta Viva, dirige un taller de construcción de marimbas. Foto: Cortesía UArtes.

Saúl Torres, director de Chonta Viva, dirige un taller de construcción de marimbas. Foto: Cortesía UArtes.

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Alexander García
Redactor (F-ContenidoIntercultural)
agarciav@elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Carlos Valencia, uno de los cantantes del grupo afroecuatoriano Chonta Viva, exalta a la marimba como el piano de la selva y la reina del monte, un instrumento y una danza que -según dice- convocan a la libertad. Valencia cantó junto a otros cuatro intérpretes y a siete músicos de la agrupación en la presentación del disco ‘Sabor a chonta, marimba esmeraldeña’.

Se trata del segundo disco de la disquera Lagartera, sello de la Escuela de Artes Sonoras de la Universidad de las Artes (UArtes), que recoge un repertorio tradicional de música afroecuatoriana hecha en la ciudad, con músicos guayaquileños de ascendencia afro. La propia agrupación Chonta Viva ha sido articulada desde la Universidad con músicos del barrio Nigeria, en la Isla Trinitaria, al sur de Guayaquil.

“En el disco hay arrullos, cantos tanto a lo divino como a lo profano, tradicionales como Andarele y Caderona, el pueblo afrodescendiente la vida la hace canción”, dice Valencia.

Entre las ocho canciones del disco figuran Agualarga, que los miembros de la agrupación definen como un homenaje a las canoas como medio de transporte en la Esmeraldas rural; y Torbellino, sobre un “niño travieso, al que la tunda –monstruo mitológico- se lo ha llevado al otro lado del río”.

El álbum incluye además dos versiones de Bunde, un ritmo primitivo africano del pacífico colombo-ecuatoriano que dio origen a ritmos como la cumbia y el mapalé. El disco fue grabado y mezclado por estudiantes de la carrera de Producción Musical y Sonora de la UArtes bajo la tutoría del profesor Daniel Orejuela.

El director de Chonta viva es Saúl Torres, maestro de percusión y exintegrante de la orquesta Los Chigualeros. Como profesor de percusión latina y afroecuatoriana de la UArtes, Torres conduce desde hace año y medio el taller de construcción de instrumentos ancestrales de la universidad y dirige un ensamble de marimba con estudiantes mestizos.

En la clase los estudiantes aprenden incluso a construir marimbas, cununos, bombos y guasás. “Estamos fusionando también la marimba con clarinete, saxofón, bajo y piano”, agregó el docente.

Ronnie Hidalgo,
quien cursa el sexto semestre de la carrera de artes musicales, fue uno de los estudiantes que acompañaron a Chonta Viva en el concierto de presentación del disco, tocando la marimba junto al afroecuatoriano Adonis Pineda. “Vengo de Quito, lo afrodescendiente no ha sido lo mío, pero el sabor y el ritmo que tiene la música son contagiosos”, dijo Hidalgo, marimbero del ensamble mestizo.

“Soy pianista y las marimbas son relativamente similares a un piano -dice Hidalgo-, ha sido como tocar un piano con dos baquetas y ahondar en un lenguaje más cercano al jazz”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (1)
No (1)