2 de septiembre de 2019 00:00

Pichincha y las provincias de la Costa, las más visitadas en verano

Pahuma, en el noroccidente de Pichincha, fue uno de los destinos en vacaciones. Foto: Roberto Peñafiel/ EL COMERCIO

Pahuma, en el noroccidente de Pichincha, fue uno de los destinos en vacaciones. Foto: Roberto Peñafiel/ EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 9
Varias redacciones (I)

Pichincha, Guayas, Manabí, Azuay y Cotopaxi (en ese orden) fueron las provincias con la mayor cantidad de visitas en la temporada de verano por las vacaciones escolares de la Sierra y la Amazonía.

A través del Geoportal de Visitas Turísticas Internas del Ministerio de Turismo (Mintur), se contabilizaron 9 millones de viajes durante julio y agosto, que generaron USD 535 millones, aproximadamente.

Por estas cifras la Cartera de Turismo calificó a la temporada como positiva. “Los ecuatorianos han optado por destinos naturales, de aventura y turismo comunitario”, indicó el Mintur a este Diario.

Raúl García, presidente de la Cámara de Turismo de Pichincha, contó que algunos de los atractivos en la provincia fueron el noroccidente y los programas que se organizaron en la capital por verano. “Puerto Quito y Cayambe también recibieron visitas”.

El Mintur también se refirió a una alta demanda en las playas del Litoral. Con ese balance coincidió la Federación Nacional de Cámaras de Turismo (Fenacaptur).

Para el presidente de este organismo, Holbach Muñetón, algunos destinos por los que optaron los vacacionistas fueron Guayaquil, Mantay las playas del sur de Esmeraldas.

Este organismo aún no ha elaborado un informe con cifras totales de la temporada, pero detectó que durante julio y agosto se registró un ligero incremento en la cantidad de visitas, en comparación con el verano pasado.

Las escalinatas, el faro y la iglesia del cerro Santa Ana son un atractivo de Guayaquil. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO

Las escalinatas, el faro y la iglesia del cerro Santa Ana son un atractivo de Guayaquil. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO

Los destinos de playa fueron los más visitados en Guayas y Santa Elena.

Esperanza López, presidenta de la Cámara de Turismo de Playas, aseguró que en este tiempo se registró un 80% de ocupación hotelera. Y calcularon que, en promedio, cada turista gastó USD 23 por día, entre alimentación y hospedaje.

“La promoción turística del Municipio ayudó mucho. En estos meses se destacó el folclor, la cultura y la gastronomía”, explicó López.

Eso aportó a la diversificación de sus visitantes. Tradicionalmente, este balneario era visitado por cuencanos. Pero este año llegaron viajeros de Quito, Ambato, Loja, Riobamba e incluso de Tena.

Para la Cámara de Turismo de Atacames, la temporada de verano fue exitosa, porque durante cinco semanas consecutivas se registró un promedio de 50 000 turistas en las playas de Tonsupa, Atacames, Súa y Same, los principales destinos.

El vicepresidente de ese organismo, Alfonso Aparicio, señaló que la última semana de julio y durante todo agosto, los turistas llegaron principalmente desde Quito.

“La capacidad hotelera de Atacames (20 000 plazas) estuvo llena, sin contar con los departamentos en condominios de Tonsupa y Same, que estuvieron repletos durante la temporada”, señaló Aparicio.

Para la directora de Turismo del Municipio de Atacames, Celeste Basurto, el éxito de este verano se debió a las promociones que se hicieron en Quito y las actividades de playa programadas por el Municipio y el sector hotelero.

Los representantes de la Asociación de locales de ventas de alimentos preparados también coincidieron que durante 45 días se reactivó la economía en sus negocios.

Los operadores turísticos de Manabí consideraron que el feriado por el verano dejó un saldo positivo a la provincia. Según estimaciones de la Cámara Provincial de Turismo, la afluencia de visitantes tuvo un incremento similar al período 2017-2018. Este año subió en un 8% con relación al 2018.

Gonzalo Mejía, titular de las operadoras turísticas Alianza Ecuador, indicó que solo en el feriado por el Primer Grito de la Independencia los destinos de la provincia reportaron una afluencia de 157 319 turistas.

La mayoría de viajeros fueron a Manta, Crucita, Puerto López y Canoa. La temporada de avistamiento de ballenas y el feriado de agosto aportaron en este incremento turístico.

En la Península, Salinas, Montañita, San Pablo, Olón y Ayangue fueron los preferidos. Luis Tenempaguay, presidente de la Cámara de Turismo de Santa Elena, aseguró que en agosto hubo un mayor flujo. En promedio, los viajeros destinaron USD 20 por día.

“Los turistas de la Sierra vienen más por playa, pero también optan por otras actividades como parapente y los senderos en la cordillera Chongón-Colonche; hay másecoturismo”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (0)