¿Cómo validar certificados médicos en el IESS?
Policía golpea al microtráfico, vinculado a la viole…
Crucero Silver Moon registra 22 contagiados de covid…
Ecuador recibirá cerca de 20 millones de Reino Unido…
Viteri defiende medidas ‘duras, pero necesaria…
Organizaciones se movilizarán por ley de aborto por …
Quito vive el rebrote de covid más grande desde el i…
Policía Santiago Olmedo fue sentenciado a tres años …

Mascotas retoman sus ejercicios y su estado físico, al igual que sus dueños

Deborah Torres, del grupo Vamos Perros, se ejercita diariamente junto a sus mascotas

Deborah Torres, del grupo Vamos Perros, se ejercita diariamente junto a sus mascotas

Deborah Torres, del grupo Vamos Perros, se ejercita diariamente junto a sus mascotas. Foto: Cortesía Vamos Perros

Las mascotas empiezan a recuperar su actividad física. Pero al igual que en el caso de las personas, deben hacerlo paulatinamente para evitar lesiones a largo plazo.

Durante el período de aislamiento, los animales y sus dueños tuvieron que adaptarse a una vida más sedentaria, sin salidas a la calle, el parque o la montaña. Ahora que se están reactivando los paseos, deben seguir algunos pasos para lograr un acondicionamiento adecuado.

Deborah Torres, fundadora de la iniciativa Vamos Perros, dice que además de la falta de ejercicio, hay que tomar en cuenta que es época de verano. Por eso, recomienda retomar poco a poco las caminatas y hacerlo durante las mañanas, cuando no hay mucho sol, o en las tardes.

Torres es propietaria de dos perros, con los que hacía travesías de hasta 14 km en altura antes de la pandemia. El aislamiento también afectó a sus animales. Durante la cuarentena subieron de peso y, al empezar a acudir nuevamente al parque, se notaba su desgaste físico.

En la primera salida solo pudieron caminar 500 metros, cuenta. Durante los siguientes paseos, fueron incrementando el tiempo, la distancia y las dinámicas.

Lo más importante es estar atento a las señales que da la mascota para ir a su ritmo y no causarles daños, dice Torres. Mediante su iniciativa Vamos Perros, promueve salidas a la montaña y actividades dirigidas para los animales de compañía y sus dueños.

Desde que se cambió el semáforo de rojo a amarillo, las consultas por lesiones han sido frecuentes en las veterinarias de Quito. Holger Altuna, veterinario traumatólogo y ortopedista clínico, cuenta que muchos perros llegan con contracturas musculares y afectaciones a sus ligamentos. Si el animal era deportista pero no ha realizado actividades físicas por más de un mes, no se recomienda que realice saltos o juegos con pelota, sin haber pasado por un proceso de adaptación.

Empezar a entrenarse con movimientos bruscos puede afectar incluso a los tendones y articulaciones. Una de las lesiones más comunes, dice el especialista, es la contractura de los tríceps que están detrás del brazo, ya que son los que el perro utiliza cuando juega con la pelota. Retomar los ejercicios sin una preparación previa puede activar otras patologías más graves.

Altuna, quien trabaja en la clínica Pet Medic, recomienda empezar con caminatas cortas de cinco minutos. Cada día se puede ir aumentando cinco minutos más hasta llegar a los 20, que es cuando las mascotas se empiezan a acondicionar. Si un animal hace una hora de ejercicio, demuestra que está en buen estado físico.

Con el paso del tiempo, puede incorporar más actividades a la rutina como trotar, correr, saltar y jugar con la pelota. Antes de realizar cualquier ejercicio, se recomienda que el perro no consuma alimentos ya que puede causar problemas estomacales.

Suplementos digitales