Los nombres de 15 patriotas están en el ‘libro de muertos’
Testimonio de Martín Mora: ‘Una alta capacidad es ad…
Tres años de angustia y sin pistas de Verónica y Kiara
Jefferson Pérez: ‘Carapaz nos está haciendo un llama…
Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 1 de agosto del 2021
Lasso sumó perfiles con experiencia política para la…
El ISD para el sector aéreo se puede eliminar vía decreto
Otro preso muerto y cinco heridos deja nuevo alterca…

Marcela Cuaspud estará en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020

Marcela Cuaspud terminó sus estudios en Relaciones Internacionales y está consagrada a practicar el deporte. Foto: Martha Córdova desde Lima

Marcela Cuaspud terminó sus estudios en Relaciones Internacionales y está consagrada a practicar el deporte. Foto: Martha Córdova desde Lima

Marcela Cuaspud terminó sus estudios en Relaciones Internacionales y está consagrada a practicar el deporte. Foto: Martha Córdova desde Lima

La pequeña de la casa pasó a la historia. Marcela Cuaspud, de 24 años, se convirtió en la primera deportista ecuatoriana en clasificarse a unos Juegos Olímpicos en el pentatlón moderno.

Este deporte comprende la disputa de cinco disciplinas: natación, equitación, esgrima, tiro y atletismo. “En el pentatlón uno nunca se aburre. Pasamos todo el día entrenándonos”, dice con mucha alegría la quiteña. “Fuimos cinco chicas las que logramos el cupo a Juegos Olímpicos. Tengo cuatro años en el pentatlón y competí aquí con campeones olímpicos y mundiales, que tienen más de 10 años de experiencia. Ya no tengo lágrimas de tanto que lloré, de felicidad”.

Cuaspud llegó al deporte de la mano de sus dos hermanos mayores, Diego y Rodrigo. Ellos le enseñaron a nadar. Luego, cuando cumplió 16 años, ingresó a la Universidad Internacional para estudiar Relaciones Internacionales.

“La universidad cuenta con una cancha de equitación. Me interesé por aprender”. Solo quería eso, aprender, pero se enamoró. Con dos deportes con gran dominio técnico de su parte, aceptó el desafío de competir en el pentatlón moderno. “La Federación Ecuatoriana convocó a un evento, y la dirigencia, al conocer mi interés por aprender de este deporte, me empezó a respaldar”. Entonces vinieron las clases de esgrima, del que dice, hay que tener “corazón y valentía, salir al enfrentamiento a atacar”.

La cuarta rama en aprender fue el tiro deportivo. “Es un deporte de emociones y cabeza fría. Al disparar debes saber controlar la respiración”.
Y el atletismo, si bien lo practicaba, sus entrenadores le ayudaron a mejorar la técnica. “No es lo mismo correr por deporte que correr en el alto rendimiento”.

En Ecuador Cuaspud se entrena en el Club de Oficiales del Ejército, ubicado en Sangolquí, porque cuenta con toda la infraestructura deportiva para su deporte. Rommel Azuaje es el entrenador de esgrima, Jorge Aguilar el de equitación y Eduardo Salas, el entrenador general.

“Venimos a Lima a lograr el cupo a Juegos Olímpicos. Era el objetivo que nos impusimos”, añade la deportista. Habla en plural porque detrás de ella están sus entrenadores y compañeros de selección, pero sobre todo, su familia.
Su madre, también llamada Marcela, es su doctora y nutricionista, quien le prepara sus alimentos y hasta pesa cada platillo para evitar excesos. Es quien cuida de su equipamiento deportivo, que esté listo a la hora de cada práctica.

Marco Cuaspud, su padre, es quien se ocupa que no falten medicina y vitaminas. “Soy la hija pequeña de la casa, no trabajo porque decidí dedicarme a tiempo completo al deporte. A ellos les debo mi vida y por ellos estoy aquí”.

Culminó ya su carrera en Relaciones Internacionales y no ha ingresado a estudiar una maestría, porque quiere darle este tiempo al deporte. Hace un año, luego de lograr la medalla de bronce en los Juegos Sudamericanos y el cupo a los Panamericanos, decidió entrenarse a tiempo completo, porque el objetivo era clasificarse a los Juegos Olímpicos.

Llegó a Lima y ya tiene el boleto a Tokio 2020. “Queremos hacer una muy buena participación. Para ello vamos a seguir entrenándonos”.
Después de esa participación retomará sus estudios, aunque ya tiene un objetivo: “Me gustaría formar parte del Comité Olímpico Internacional, por todo ese espíritu deportivo que se vive en los Juegos”.

De Césare a la final del martes en canotaje

César de Cesare se clasificó directamente a la final del
K1-200 en el canotaje de velocidad. El deportista tricolor lideró su heat con un registro de 34 .983. Él disputará la final de su categoría el martes y tiene grandes opciones de conseguir medalla en los Juegos.

En la categoría femenina, la deportista Stefanie Perdomo se clasificó a las finales del K1-200, con un tiempo de 40.686. Su competencia también se realizará el martes.

En ciclismo de montaña, Myriam Núñez terminó en sexto lugar, mientras Michela Molina,fue séptima. En tanto, en tiro deportivo, Yautung Cueva quedó fuera de los 10 m pistola de aire. Hizo 568 puntos en las preliminares.