SRI recauda USD 4,5 millones tras control a futbolis…
Volodímir Zelenski, elegido persona del año por la r…
Militares tendrán 10 días libres por fiestas de fin de año
Dos censistas del INEC fueron atropellados en el sur Quito
Quito vivirá el Festival del Globo en la Mitad del Mundo
Detenidos 25 ultraderechistas sospechosos de planear…
Mujer fue rescatada tras caer del puente Unidad Naci…
Ecologistas lanzan pintura contra el teatro de La Sc…

Franco, el volante que dedica sus triunfos a su fallecido padre

Alan Franco poco a poco se abre espacio en el rol titular del equipo de Jorge Sampaoli. Foto: A. Mineiro

Alan Franco poco a poco se abre espacio en el rol titular del equipo de Jorge Sampaoli. Foto: A. Mineiro

Alan Franco poco a poco se abre espacio en el rol titular del equipo de Jorge Sampaoli. Foto: A. Mineiro

El coronavirus también golpeó fuerte al mundo del balón y a los futbolistas, sus principales protagonistas. El 9 de abril, Pedro Franco, el papá de Alan, seleccionado ecuatoriano y actual jugador del Atlético Mineiro falleció, víctima de covid-19.

Su partida generó dolor y desolación en el futbolista de 22 años, que en la jornada del 8 de octubre será titular con la Tricolor ante Argentina, en el inicio de las eliminatorias sudamericanas. El partido se jugará, a las 19:30, en Buenos Aires.

En abril, Independiente del Valle y Atlético Mineiro adelantaban negociaciones para el traspaso del jugador, pero el mediocampista pidió frenar la negociación. La partida su progenitor le puso en una delicada situación familiar y él prefería mantenerse cerca de su familia.

Pero, el Mineiro estaba realmente interesado en sus servicios. El técnico Jorge Sampaoli vio en el futbolista a un intérprete capaz de reproducir en la cancha el juego de posición que tan célebre ha vuelto al entrenador argentino. En junio, los diálogos entre instituciones se reactivaron.

Franco, nacido en Juján, Guayas, aún tenía dudas. Pero su exentrenador, Miguel Ramírez, le ayudó a decidirse. Su familia también hizo lo suyo. Ramírez le dijo que ir al Mineiro implicaría dar un paso de evolución y que la adaptación sería rápida. “Ellos practican lo mismo que nosotros hacemos aquí. Es el mismo juego y no vas a tener problemas en rendir”.

El volante firmó su contrato en julio y tuvo un largo viaje a Brasil, con insólitas escalas en Estados Unidos. Le tomó una semana llegar a su destino, pero tan solo fue bajarse del avión y empezar a rendir: jugó 12 de los 13 partidos de su equipo en el Brasileirao y marcó tres goles. Además, el 30 de agosto ya levantó su primera Copa: el torneo Mineirao, luego de la final ante el Tombense.

En la celebración, con el trofeo, Alan rindió homenaje a su padre Pedro, quien le enseñó a patear el balón. Posó con una fotografía de ambos juntos, celebrando la Copa Sudamericana, en noviembre pasado con Independiente en Asunción.

Franco juega hoy como titular ante Argentina. Espera dedicarle un buen resultado a su padre, su principal inspiración tras este año difícil.