Quebranto en la salud de Diana Salazar provocó el diferimiento de la audiencia en la que se debía definir si Pablo Celi sale o no de la cárcel

La fiscal general, Diana Salazar, pidió el diferimiento debido a un “percance en su salud”. Foto: Archivo EL COMERCIO

La audiencia para resolver un pedido de revocatoria de la orden de prisión preventiva que pesa en contra del contralor Pablo Celi, uno de los procesados del caso Las Torres, fue diferida este 14 de junio del 2021.  

Esa diligencia estaba prevista que se instale a las 11:30 en la Corte Nacional, sin embargo, el juez Felipe Córdova aceptó un pedido de la Fiscalía para que esta cita judicial se posponga.  

La fiscal general, Diana Salazar, pidió el diferimiento debido a un “percance en su salud”. Así lo confirmó a través de su cuenta de Twitter.  

Ahora el magistrado Córdova debe definir una nueva fecha y hora. La idea es que el juez decida si Celi sigue o no en la Cárcel 4. Allí fue recluido tras ser procesado por presunta delincuencia organizada dentro de una trama de corrupción.  

Él es señalado por haber ordenado el desvanecimiento de cinco glosas por USD 13 millones que la empresa Nolimit tenía en la Contraloría.  

Según las investigaciones, esa compañía de servicios petroleros entregaba coimas a cambio de desvanecer esos procesos y mantener contratos en Petroecuador.  

Suplementos digitales