Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 25 de junio del 2021
El uso de megáfonos en las vías es prohibido en Quito
Un mes de continuas visitas a las playas de Ecuador
Los acupunturistas no han parado durante la pandemia…
Tres escenarios para definir el futuro de F. Carrión…
Alexandra Kennedy: ‘No todo en el país puede ser pat…
El presidente Bukele dice que el uso del bitcóin en …
Maduro reconoce que hay una ‘migración importa…

Ley de Tránsito puede bloquear a las ‘apps’ móviles de transporte

Salomón Flores gasta unos USD 20 al mes en el servicio de transporte a través de aplicaciones digitales. Foto: Archivo / EL COMERCIO

La operación de plataformas digitales como Uber, Indriver, Didi, Cabify y otras de transporte terrestre podría restringirse y hasta bloquearse de entrar en vigencia la nueva Ley de Tránsito, aprobada por la Asamblea el pasado 30 de abril.

Así lo advierte la Cámara de Innovación y Tecnología Ecuatoriana (Citec). El gremio remitió una carta al Ejecutivo para que vete dos puntos de esta iniciativa legal.

Según Juan Sebastián Salcedo, director de esa Cámara, el artículo 62a de esa iniciativa legal reconoce el rol de las plataformas en el transporte terrestre, lo cual es positivo.

Sin embargo, ese mismo artículo dispone que esas herramientas digitales no pueden aplicarse al transporte particular, con lo cual, según la Citec, se bloquearía su operación.

“No vemos una razón para que se bloquee el servicio de transporte particular que brindan las plataformas, cuando es un medio con el cual los ciudadanos optan por transportarse”, explicó Salcedo.

Según datos de la Cámara, durante la pandemia, desde marzo del 2020 hasta este mes, 147 000 personas han utilizado una de estas aplicaciones por primera vez para movilizarse.

Para el exasambleísta Fafo Gavilánez, titular de la Comisión Ocasional de Tránsito, que trató esta Ley, la idea no es bloquear la operación, sino regular el servicio. Consideró que la Ley aclara que las plataformas brindan un servicio de transporte comercial y no particular. “No nos alejamos de la tecnología, pero se deben ir regularizando”.

Salcedo señaló que la Cámara no se opone a la regularización, pero cree que la norma tiene errores y podría generar malas interpretaciones.

Otra preocupación es que el segundo inciso del mismo artículo restringe la operación de las ‘app’ a empresas constituidas en el país. El inciso específicamente señala que la Agencia Nacional Tránsito (ANT) y los gobiernos locales regularán y autorizarán el funcionamiento de las plataformas digitales, “siempre y cuando pertenezcan a operadoras debidamente constituidas y cumplan con los requisitos mínimos establecidos en la ley”.

Según el análisis de la Cámara, en este punto de la normativa hay un riesgo, porque pueden excluirse a las plataformas que están operando a nivel mundial, o que brindan este servicio desde el extranjero.

En otros casos, advierte, los municipios podrían exigir requisitos que desnaturalizarían el servicio, como un color específico de los autos.

Para Fernando Cadena, presidente de la Unión de Taxistas de Pichincha, la nueva Ley prevé que el servicio de transporte de taxi se brinde solo con vehículo autorizados, “y eso solo tenemos nosotros, los taxis legales”.

El exasambleísta Gavilánez dijo que las plataformas que actualmente operan en el país podrán funcionar normalmente, pero deberán ser reguladas por los gobiernos autónomos descentralizados y, además, tener los permisos de operación debidamente obtenidos.

Además, aclaró que la ley pretende establecer normas mínimas para todos. “Por ejemplo, en la actualidad hay conductores que trabajan con estas plataformas y no tienen licencia de conducir profesional, cuando es un requisito en el sector formal”.

Las plataformas digitales no han emitido un pronunciamiento oficial sobre estos cambios. Cabify informó que, por el momento, se abstiene de emitir su postura frente a las reformas a la Ley de Tránsito.

El presidente Lenín Moreno tiene hasta el 23 de mayo próximo para allanarse o vetar el texto.

En el país los ajustes legales para aplicaciones empezó el año pasado cuando se gravaron con el impuesto al valor agregado. El Servicio de Rentas Internas prevé recaudar este año USD 19 millones por este tributo.

Transporte pesado suspende paro

Los conductores de vehículos de carga suspendieron las medidas de hecho que empezaron el miércoles pasado en protesta al alza del precio del diésel, luego de que el Gobierno realizara dos compromisos. Mediante una carta, el ministro de Gobierno, Gabriel Martínez, dijo que la primera medida será priorizar la vacunación para los conductores mayores de 65 años en la fase 1. Con ese objetivo, solicitó a los gremios del transporte que remitan los listados de los beneficiarios.

El resto de los conductores y propietarios de unidades, según el Gobierno, será priorizado en la fase 2 de vacunación, la cual está próxima a iniciarse. Para ello, dijo que se ha coordinado con el Ministerio de Salud. El segundo compromiso, según Martínez, es que se ha gestionado ante el Comité de Comercio Exterior y el Ministerio de Finanzas un ajuste arancelario para la canasta de insumos para el transporte. Luis Vizcaíno, presidente de la Federación Nacional de Transporte Pesado, informó que el lunes prevé reunirse con Martínez, para continuar con los diálogos.

Mientras tanto, un grupo de transportistas escolares protagonizó ayer una protesta pacífica en Guajaló, en Quito, en rechazo al alza del precio del diésel.