Podcast: Entérese con EL COMERCIO, 5 de agosto del 2021
Alarma por alto índice de desnutrición infantil en Ecuador
El turista irá a las playas y destinos andinos en feriado
Juicio político a Pablo Celi pasa al Pleno, pero sin…
Más gente se volcó a laborar en las ‘app’ de transpo…
Cinco temas requieren de atención urgente en el Conc…
Roberto Custode: ‘Quito requiere mayor tecnología en…
Brasil supera la marca de los 20 millones de contagi…

El Partido de los Trabajadores inscribe la candidatura del encarcelado expresidente Lula da Silva

El Partido de los Trabajadores inscribió este 15 de agosto del 2018 oficialmente la candidatura del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva. Foto: Tomada del Twitter del Partido de Trabajadores

El Partido de los Trabajadores inscribió este 15 de agosto del 2018 oficialmente la candidatura del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva. Foto: Tomada del Twitter del Partido de Trabajadores

El Partido de los Trabajadores inscribió este 15 de agosto del 2018 oficialmente la candidatura del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva. Foto: Tomada del Twitter del Partido de Trabajadores

El Partido de los Trabajadores (PT, izquierda) inscribió este miércoles, 15 de agosto del 2018, oficialmente la candidatura del expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, que purga una pena de 12 años de cárcel, para las elecciones presidenciales de octubre.

“¡Registro en manos! Ahora está oficializada la candidatura de @Lulaoficial para las elecciones de 2018. Lula es candidato”, escribió en las redes sociales el sitio oficial del PT, mostrando una foto de su presidenta, Gleisi Hoffmann, enarbolando el documento tras realizar la gestión ante el Tribunal Superior Electoral (TSE) en Brasilia.

“¡Este es el registro de la osadía del pueblo brasileño!”, proclamó Walter Freitas, el líder de la Central Única de Trabajadores (CUT), una de las organizaciones de izquierda que convocó a las marchas ‘Lula libre’, las cuales llegaron el martes a Brasilia para reclamar la libertad del exmandatario (2003/2010) .

Actualmente, Lula purga una pena de 12 años de cárcel por corrupción pasiva y lavado de dinero.

La expresidenta Dilma Rousseff, heredera política de Lula, destituida en 2016 por el Congreso, arengó a la multitud denunciando a los “golpistas” que al derrocarla pusieron fin a un ciclo de 13 años de gobiernos de izquierda en la mayor economía latinoamericana.

“Ellos creían que no íbamos a resistir, pero permanecimos de pie, hemos enfrentado a esos golpistas. Lula es candidato y representa a la democracia en nuestro país”, declaró.