USD 8 millones al año le cuesta al Municipio dar ma…
El expresidenciable azuayo Paúl Carrasco usa las red…
Bachelet denuncia ante Consejo de Derechos Humanos e…
Desarticulan red de trata de personas con fines de e…
Chile inicia vacunación contra el covid-19 en jóvene…
Unificación de puntos de vacunación anticovid-19 se …
Argentina completa vacunación con una dosis a toda l…
¿Cómo acceder a cupos para universidades e instituto…

Austria expulsa a un diplomático ruso

Imagen referencial. Austria expulsó a un diplomático ruso, señalado por espionaje industrial a una empresa de tecnología. Foto: Reuters

Imagen referencial. Austria expulsó a un diplomático ruso, señalado por espionaje industrial a una empresa de tecnología. Foto: Reuters

Imagen referencial. Austria expulsó a un diplomático ruso, señalado por espionaje industrial a una empresa de tecnología. Foto: Reuters

Austria confirmó este lunes 24 de agosto del 2020 la expulsión en curso de un diplomático ruso, tras informaciones publicadas en la prensa austríaca sobre la implicación del funcionario en un caso de espionaje industrial.

“Podemos confirmar que un diplomático ruso está siendo expulsado”, indicó este lunes a la AFP un vocero del Ministerio austríaco de Relaciones Exteriores.

“Su comportamiento está en violación con la Convención de Viena sobre las relaciones diplomáticas. No haremos comentarios sobre otros detalles”, agregó.

Este lunes, el tabloide austríaco Kronen Zeitung publicó que un ruso en puesto en Viena como diplomático había hecho “espionaje económico durante años con la ayuda de un ciudadano austríaco en una empresa de alta tecnología”.

“Estamos escandalizados por la decisión de las autoridades, que dañan relaciones constructivas y son infundadas”, reaccionó la Embajada de Rusia en Viena en Twitter.

“Estamos segura que una respuesta apropiada de Moscú no se hará esperar”, advirtió la representación diplomática rusa.

Austria, un país neutral que cultiva buenas relaciones con Rusia y que se ve como un puente entre Oriente y Occidente, no había decidido la expulsión de diplomáticos en 2018 a raíz del caso Skripal, como sí lo habían hecho otros países europeos.