Trump sufre revés con envío de caso contra Twitter d…
Los sápara luchan por mantener su tierra
CC analiza la pertinencia de militares en las calles
Destinos, con 70% de reservas confirmadas
Más de la mitad de pacientes con tuberculosis están …
La FEF busca aliviar sus finanzas con la Tri
Venezuela abre paso peatonal en la frontera con Colombia
Gobierno venezolano vigilará redes sociales en campa…

Ex pionero surcoreano de la clonación, Hwang Woo Suk, condenado por fraude

Seúl, AFP

El ex “pionero de la clonación” surcoreano Hwang Woo-suk, caído en desgracia por haber falsificado “primicias científicas mundiales”, fue condenado el lunes a dos años de cárcel en suspenso por acusaciones de fraude, informaron fuentes judiciales.

La Fiscalía reclamaba una pena de cuatro años de cárcel.

Hwang, de 56 años, había sido acusado en 2006 de fraude, malversación de fondos y violación de la bioética, cargos pasibles de cinco años de cárcel.

El tribunal lo declaró culpable del desvío de 830 millones de wons (704.000 dólares) y de violaciones de las leyes de la bioética.

El científico permaneció impasible al oír la sentencia, y salió de la corte bajo los aplausos de un centenar de simpatizantes.

Hwang fue despojado de todos sus títulos universitarios y científicos y apartado de la investigación, tras ser reconocido culpable por sus pares de la Universidad de Seúl de haber falsificado dos “primicias mundiales” en el campo de la clonación terapéutica.

Una de esas primicias fue la supuesta extracción, en 2004, de una línea de células madre a partir de embriones obtenidos por clonación, a la que siguió, en 2005, un segundo presunto hallazgo aún más importante: la producción de once colonias de células madre.

Esos anuncios habían generado grandes esperanzas en el tratamiento del cáncer, la diabetes y el mal de Parkinson.

Pero su reputación se vio empañada cuando una televisión surcoreana afirmó en noviembre de 2005 que el investigador había violado las leyes de la bioética utilizando ovocitos proporcionados por sus colaboradoras y pagando donaciones de óvulos, dos prácticas estrictamente prohibidas.

Suplementos digitales