Exgobernador quiere que Nueva York pague su defensa …
Más de 190 000 trabajadores del sector público recib…
Por el feriado habilitan 14 nuevos puntos de vacunac…
Tres consejos para cuidar su casa mientras disfruta …
Femicidios y violencia machista alarman la Ciudad Ju…
Esta es la condena con la que se castiga en Ecuador …
Al menos 31 heridos por accidente en una montaña rus…
10 mineros llevan una semana atrapados bajo tierra, …

Temporada lluviosa deja 16 muertos y 44 heridos desde octubre de 2018

A consecuencia de 710 denominados “eventos peligrosos” registrados en las 23 provincias del territorio continental del país también se registran 16 178 personas afectadas y otras 444 damnificadas

A consecuencia de 710 denominados “eventos peligrosos” registrados en las 23 provincias del territorio continental del país también se registran 16 178 personas afectadas y otras 444 damnificadas

A consecuencia de 710 denominados “eventos peligrosos” registrados en 23 provincias del país también se registran 16 178 personas afectadas y otras 444 damnificadas. Foto: El Diario de Manabí

La temporada de lluvias que azota todo Ecuador deja 16 muertos y 44 heridos desde octubre de 2018, informó el lunes 11 de marzo de 2019 el Servicio Nacional de Gestión de Riesgos y Emergencias (Sngre).

A consecuencia de 710 denominados “eventos peligrosos” registrados en las 23 provincias del territorio continental del país también se registran 16 178 personas afectadas y otras 444 damnificadas, agregó la entidad.

Entre esos “eventos”, que no se han producido en la provincia insular de Galápagos (a 1 000 km frente a la costa), se han originado casos como aluviones, colapsos estructurales e inundaciones.

Los fuertes aguaceros que golpean Ecuador además dejan 101 viviendas destruidas y otras 3 733 afectadas, así como daños en 17 296 hectáreas de cultivos, en 68 centros de educación y en dos establecimientos sanitarios, señaló el Sngre.

A raíz de las prolongadas precipitaciones, las autoridades decretaron la semana pasada la alerta naranja (previa a la roja, de máxima peligrosidad) en las provincias costeras de Manabí y Los Ríos, que concentran a la mayoría de personas afectadas.