Migrantes alistan caravana a Ciudad de México
Freddy Carrión fue sentenciado a tres años de cárcel…
Comunidades indígenas de la Amazonía piden reparació…
Colectivos realizaron plantón en Puyo contra femicidio
Mujer embarazada resulta herida en volcamiento de au…
‘Quito es paz’: Lasso en plantón en la P…
Malecón de Guayaquil recupera visitantes a pesar de …
Superintendencia autoriza a La Universal compra de f…

Barrera llama a la renegociación

Redacción Quito

El alcalde Augusto Barrera convocó a Quiport y a los prestamistas de la obra del nuevo aeropuerto a una cita oficial de renegociación.

Barrera afirmó que ya se ha allanado el camino jurídico para iniciar formalmente el proceso de renegociación al contrato de construcción de la nueva terminal aérea en Tababela.

La agenda
Como parte de la agenda de renegociación del contrato para la construcción del nuevo aeropuerto de Tababela, el Municipio 
planteará tres ámbitos.
La operatividad del aeropuerto, la seguridad y la aeronavegabilidad.
El segundo sobre los aspectos contractuales que deben ampararse a lo dispuesto en la nueva Constitución.
Tercero, la renegociación del  plan financiero del proyecto.

Esto luego de que el Municipio recibiera una respuesta por parte de la Corte Constitucional para aclarar los tiempos y los mecanismos para aplicar el fallo emitido el 23 de julio. En ese documento, la Corte dictaminó que las tasas aeroportuarias son de carácter público y no privadas, como se las venía manejando por Quiport desde 2006.

Las preguntas expuestas por la Municipalidad se referían a “qué plazo o tiempo debe realizarse la adecuación de los actos y contratos públicos y privados al régimen constitucional vigente”. Y la segunda a si  había la posibilidad de emplear un fideicomiso para administrar las tasas.

Según Barrera, la respuesta de la Corte Constitucional al primer planteamiento faculta a que sea el Municipio el que establezca el período de transición para el proceso de renegociación. 

En el documento se señala “que durante la transición y hasta la adecuación total de las situaciones jurídicas existentes, al nuevo ordenamiento constitucional y el legal, el Municipio es el titular de los fondos públicos provenientes de las tasas aeroportuarias”.

Con respecto de la adecuación de  los actos y contratos públicos y privados, el documento de la Corte señala que “debe sujetarse a un proceso y calendario fijados por las autoridades competentes, representantes legales y partes contractuales”.

Para Barrera, el diálogo debería durar ocho semanas a partir del momento en el que Quiport, los prestamistas y el Municipio se sienten a negociar. El objetivo de la actual administración es cerrar este año con un proceso definido.

Respecto de la segunda consulta, el documento de la Corte señala que “los administradores de dichos fondos  pueden aplicar todas las herramientas jurídico-financieras permitidas por el ordenamiento jurídico para garantizar el (…) cumplimiento de lo dispuesto en la sentencia”.

Barrera señaló que se deberá estudiar un mecanismo para repagar las tasas de servicios aeroportuarios o a su vez crear un fideicomiso para administrar el dinero.

Aclaró que el Municipio no puede tomar a la “fuerza” el cobro del dinero, porque eso podría tomarse como una causal de expropiación del proyecto. “No se pueden controlar las tasas y renegociar al mismo tiempo”.

Por eso pidió formalmente a Quiport y a los prestamistas que se reúnan el próximo martes 13, a las 09:00, y comenzar la renegociación de estos aspectos.  

Para que el proceso avance insistió que deben cumplirse algunos elementos básicos: que Quiport no paralice la operación del aeropuerto Mariscal Sucre, no suspender las obras en Tababela y no iniciar procesos judiciales.

Pero aún persisten problemas. Entre ellos, el limbo en el que se encuentran las aerolíneas y los proveedores de servicios aeroportuarios, pues no saben a quién deben depositar los rubros mensuales. Antes lo hacían a Quiport, que cobraba el dinero por concepto de las tasas, desde 2006. 

Los relacionadores públicos de Quiport afirmaron que estudiarán el planteamiento del Burgomaestre antes de emitir declaraciones oficiales.

Suplementos digitales