Jueces analizan si Jorge Glas regresa o no a prisión
Cuarteles de Policía, en alerta máxima por explosion…
Audiencia por caso Llori se dará sin participación d…
José Luis Cortázar fue un hombre de confianza de Correa
Canadá investiga 17 posibles casos de viruela del mo…
Hombre escapa de centro de rehabilitación para matar…
Carros bomba en Esmeraldas: Cinco personas están detenidas
Tras recibir trasplante de médula, Mario necesita un…

La reproducción en cautiverio busca conservar a las especies amenazadas

El Centro de Crianza de la isla San Cristóbal es el hogar de las tortugas que nacen en cautiverio. el comercio

El Centro de Crianza de la isla San Cristóbal es el hogar de las tortugas que nacen en cautiverio. el comercio

Frente a la amenaza que vive el 50% de la fauna en Galápagos son varias las acciones para proteger a estas especies. Una de ellas es la reproducción en cautiverio. Desde el 2005, el Ministerio del Ambiente, a través de la Dirección del Parque Nacional Galápagos (DPNG) trabaja en esta iniciativa con las tortugas gigantes, animales emblemáticos de las islas. El programa se realiza en el Centro de Crianza San Cristóbal.

Inicialmente, el procedimiento de reproducción de tortugas Chelonoidis chathamensis en ese centro era de manera natural, los animales nacían en los mismos nidos, pero en el 2010 la DPNG tecnificó este proceso. Ahora, el ciclo de vida comienza con la recolección de los huevos, luego los guardaparques colocan los huevos de quelonios en las cámaras de incubación, para que eclosionen en 120 días.

Las mayores poblaciones de esta especie endémica están en las islas Isabela y Santa Cruz. El biólogo marino Andrés Rodríguez dice que en el archipiélago habitaban 14 ­subespecies, de las cuales 11 aún existen. Su extinción se debe a la cacería y la introducción de otras especies que suelen pisar o comerse los huevos de las tortugas, informó.

Otro proceso de reproducción en cautiverio que se inició por primera vez en febrero de este año es el de la iguana rosada, una especie en peligro de extinción. “Es un animal que necesita que se tomen medidas para garantizar la conservación”, dijo Washington Tapia, responsable del Departamento de Investigación Aplicada de la DPNG.

Los expertos encontraron que uno de los principales elementos de la dieta de la iguana rosada es una planta llamada Lippia rosmarinifolia.

“Si no tenemos esta iguana perdemos la planta, porque no tenemos quien disperse sus semillas”, subrayó al recordar que hay especies vegetales cuyas semillas necesitan pasar por el tracto digestivo de las iguanas para germinar.