30 de enero de 2021 00:00

Bocetos de rostros son protagonistas en el diseño interior

Los cuadros simples con rostros son ar­tículos en auge en el ámbito de la decoración. Se incluyen en paredes o en muebles como consolas. Foto: tomada de Etsy

Los cuadros simples con rostros son ar­tículos en auge en el ámbito de la decoración. Se incluyen en paredes o en muebles como consolas. Foto: tomada de Etsy

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Daniela Cevallos

Cada año, mientras unas tendencias para el hogar se mantienen otras se renuevan. También ganan espacio estilos y conceptos muy diferentes, que llaman la atención por su originalidad, como es el caso del ‘face line graphic art’ o ‘face line art’.

Se trata de una de las últimas tendencias virales en diseño, que en sus inicios era solo parte del diseño gráfico, pero después se extendió a joyas, a la moda textil y luego al mundo de la decoración.

Para este año, los expertos vaticinan que tomará fuerza en el interiorismo, sobre todo para estilos modernos.

El origen de este concepto tiene relación con los cómics. El éxito y repercusión ‘online’ de estas creaciones hizo que se extendiera a otros sectores. Durante el 2020 hubo aplicaciones y filtros en redes sociales que permitían editar las fotos con este tipo de gráficos.

El ‘face line graphic art’ consiste en ilustraciones en las que se representan rostros humanos de forma sencilla y minimalista. Únicamente precisan trazos curvos y lineales, por lo general, en tinta negra u oscura sobre un fondo blanco.

En vista de su auge y gusto, el diseño de interiores se unió a la nueva onda sacando accesorios y elementos decorativos con este enfoque.
El concepto se liga a un estilo contemporáneo, divertido y creativo por su relación directa con el diseño.

José Antonio Rivas, arquitecto especializado en interiorismo, sostiene que este tipo de conceptos otorga al espacio un toque especial. Si se busca renovar áreas o añadir más frescura y jovialidad al ambiente, este estilo resulta ideal para ese fin.

El ‘face line art’ se caracteriza por ser simple, pues son bidimensionales y no tiene matices ni sombras. Su versión original es monocromática, pero en la actualidad se apuesta por la combinación de colores entre neutros, pasteles y tierra.

Las formas pueden variar en cuanto a dimensión y se puede hacer a mano con pinceles o de manera digital con impresión.

Este diseño está presente en artículos, en revestimientos de pared como papel pintado y tapiz, en cuadros, en jarrones, macetas y cojines. Incluso accesorios, como lámparas o platos, tienen estas impresiones.

El arquitecto Rivas recomienda establecer un rincón o área específica para incluir los diseños. Los cuadros se pueden resaltar en una pared de la sala o recibidor o a manera de retrato en una mesa auxiliar. El papel tapiz es ideal para los dormitorios o estudio.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)