Para el plato fuerte están grupos de arroces y paellas, asados, pescados y mariscos

Las picadas españolas en Casa Damian incluyen pangora gratinada o pulpo a la gallega. Foto: Julio Estrella / Sabores. Modelos: Indira Chávez y Esteban Aguirre, CN Modelos Quito.

Miércoles 14 de febrero 2018

#Menú

¿Italiana, francesa o española? Tres tipos de cocina para San Valentín

Ana Belén Veintimilla (I)

La cena romántica de San Valentín es uno de los momentos más esperados para las parejas de enamorados. Y en este febrero, tres tipos de gastronomía internacional se posicionan como las predilectas para tener una velada llena de amor y sabor. 
Las comidas italiana, francesa y española están en la cima de las predilecciones para el Día de los Enamorados.

El portal EFE Agro señala que el 90% de las parejas que festeja el Día de los Enamorados elige cenar fuera de casa y el 70% de esas comidas se acompañan con vino. Los datos han sido extraídos del portal de reservas de restaurantes El Tenedor. Allí se resalta también que los comensales eligen cocina de autor u opciones exóticas para esta celebración.
Las comidas ‘exóticas’ varían en cada región. En Ecuador, las cocciones europeas han sido consideradas para fechas especiales y, según los datos de Google, la tendencia se mantiene en este año.

La comida para parejas incluye una combinación de es­pagueti al pesto con langostinos  al ajillo. De entrada una bruschetta de prosciutto.

De acuerdo con la revista Eater, las búsquedas de Google desde el 2010 al 2015 muestran una tendencia entre los comensales para el 14 de febrero. La cocina italiana se mantiene como una de las favoritas, con un crecimiento de búsquedas de un 27% en estos cinco años, seguida de la gastronomía francesa con un crecimiento del 18% y en tercer lugar, la española, que creció un 16%.
Aunque la cocina japonesa también ha sido considerada en estas fechas, las búsquedas de Internet han sido fluctuantes. Eater explica que las parejas que celebran con ­
esta, lo hacen más con pedidos a domicilio.
Cristian Cueva, chef propietario del restaurante Casa Vecchia, explica que la cocina italiana tiene una ventaja para esta temporada, pues considera que sus platillos combinan sabores que saltan fuera del menú del día a día, es una comida sencilla y agradable al paladar y resulta ligera para una cena.
Cueva resalta, además, que cintas como ‘La dama y el vagabundo’ han acentuado esta connotación romántica en la cocina italiana, haciendo que platillos como la pasta resulten fáciles de compartir.

En Chez Jerome se propone un ­carpaccio de atún, espada de langostino y salmón sobre espinaca, costillar de res glaseado y marquesa de chocolate. Foto: Julio Estrella/ Sabores

En Chez Jerome se propone un ­carpaccio de atún, espada de langostino y salmón sobre espinaca, costillar de res glaseado y marquesa de chocolate. Foto: Julio Estrella/ Sabores

El chef Jérôme Monteillet, propietario de Chez Jérôme, considera que los comensales ven a París como una ciudad romántica y, a través de platillos franceses, se proyectan en esta ciudad. El ‘soft power’ francés atrae de esta forma romántica, señala el chef.

Para Damián Montarelo, chef y director de Casa Damián, la cocina española tradicional atrae a las parejas por su variedad y frescura, y por el uso de mariscos y sus combinaciones con arroz (como en la paella). Destaca que hay varios grupos de comida que funcionan bien para las cenas en pareja, como el tapeo.

Montarelo señala que las tapas de langostinos o pangora se combinan idealmente en un primer brindis para abrir el apetito. Incluso, una bandeja de postres, en estilo tapeo, resulta tentativo para compartir.
Las tres cocinas comparten el uso de mariscos frescos en sus preparaciones. Su vinculación como afrodisíacos ha permitido que estas cocinas ofrezcan menúes variados alrededor de langostinos, pulpos y ostras.