Un espacio para hablar del bienestar que genera la práctica del ejercicio y la alimentación saludable en nuestro día a día. Aquí no hay espacio para solo el atún y la lechuga.
Paola Gavilanes
Licenciada en Comunicación Social por la U. Central del Ecuador. Colabora con Grupo EL COMERCIO desde el 2007. Trabajó en la sección Deportes, Tendencias y Construir. Ahora escribe sobre BIENESTAR. Deportista aficionada y amante de la comida hecha en casa.

¿Proteína vegetal? ¡Delicious!

COMPARTIR
valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 1
Contento 18
Jueves 30 de julio 2020

Parecía realmente difícil, pero en realidad fue pan comido. Y es que cuando una persona toma una decisión libre de presiones es más fácil y placentero cumplir con el objetivo. El mío fue eliminar la carne roja y los embutidos de mi alimentación; la última vez que me preparé una hamburguesa fue el 12 de diciembre del año pasado durante un cumpleaños. Me acuerdo porque ese día también me comí un delicioso choripán.

Excluí esos productos de mi día a día, sobre todo, por solidaridad con el planeta, pero también por experimentar nuevas texturas. Actualmente, el mercado local está lleno de emprendedores que sorprenden con productos innovadores, cargados de sabores.

Al inicio me propuse eliminar la carne y embutidos únicamente los lunes, porque hay que admitirlo, el jamón serrano y las salchichas son realmente exquisitas, pero, como me fue más sencillo de lo que esperaba, los borré definitivamente de mi lista de favoritos. Ahora puedo verlos en el supermercado y pasar de largo.

Aclaro que tampoco crítico a los 100% carnívoros; la vida es más linda cuando respetamos los gustos y decisiones del prójimo, aunque con mi hijo sí recurro a una que otra cuñita, sin éxito, por supuesto.

Antes de arrancar con el experimento, consulté sobre las alternativas que tenía para reemplazarlos para cumplir con mi requerimiento diario de proteína. Siempre pensé que los vegetarianos, por ejemplo, vivían de puro carbohidrato; estaba equivocada.

Hay gente que sí lo hace, pero es porque carece de una guía; otras personas, en cambio, llevan una dieta totalmente equilibrada.

Y es que la proteína, ese macronutriente que nutre a los músculos, órganos y tejidos, también está presente en alimentos de origen vegetal: en la soya y en las leguminosas como el garbanzo, por ejemplo. Con esos productos se hacen harinas, quesos, yogurt, bebidas, embutidos y hasta hamburguesas. Hace poco también encontré una carne elaborada a base de plantas; una verdadera delicia. Lo único mal fue el precio, que seguramente bajará cuando aumente la demanda.

La clave consiste en comprar inteligentemente, es decir, en elegir productos nutritivos con pocos ingredientes y, ¡claro!, que contengan bastante proteína, sobre todo, para las personas que buscamos aumentar masa muscular para vernos súper hiper fuertes.

Ustedes, ¿qué productos han descubierto?, ¿extrañan la carne?
Escríbanme a pgavilanes@elcomercio.com

El garbanzo es una leguminosa rica en proteína de alta calidad y de fácil asimilación. Lo usan para preparar harinas, salchichas y hamburguesas. También para el delicioso hummus. Foto: Pexels

El garbanzo es una leguminosa rica en proteína de alta calidad y de fácil asimilación. Lo usan para preparar harinas, salchichas y hamburguesas. También para el delicioso hummus. Foto: Pexels