26 de diciembre de 2019 00:00

Sector turístico espera llenar plazas en feriado de Año Nuevo

Los turistas llegaron ayer al puerto manabita. En la foto una familia, con un crucero de fondo acoderado en el Terminal Portuario de Manta (TPM). Foto: Juan Carlos Pérez para EL COMERCIO.

Los turistas llegaron ayer al puerto manabita. En la foto una familia, con un crucero de fondo acoderado en el Terminal Portuario de Manta (TPM). Foto: Juan Carlos Pérez para EL COMERCIO.

valore
Descrición
Indignado 5
Triste 1
Indiferente 4
Sorprendido 0
Contento 2
Redacción El Comercio

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Ecuador se apresta a vivir un largo período de asueto de cinco días para despedir el 2019 y recibir el 2020, con descanso entre el sábado 28 de diciembre y el miércoles 1 de enero.

En ese marco, el sector turístico del Austro, Tungurahua, Manabi, Santa Elena... tiene alta expectativa. La Cámara de Turismo de Santa Elena, por ejemplo, ya registra un 70% de reservaciones en hoteles de la provincia. El gremio espera completa ocupación hotelera para fin de año.

Durante el feriado de Navidad esta se situó entre el 30 y 40%. Aunque los empresarios coincidieron que la llegada de turistas estuvo muy por encima a la de las festividades navideñas de otros años.

“Esperamos que vengan cerca de 300 000 personas, que fue el número de visitantes del año pasado”, dijo Luis Tenenpaguay, presidente de la Cámara de Turismo de Santa Elena. La península cuenta con unas 12 000 plazas hoteleras oficiales. En la bahía, los turistas recibirán el Año Nuevo con juegos pirotécnicos y quema de monigotes. Y la vía principal, adjunta al Malecón, se convertirá en peatonal.

Los hoteles organizan fiestas y cenas de fin de año. El Hotel Blue Bay ofrecerá a sus clientes un paquete de bufé y fiesta bailable en USD 45 por persona, indicó Giomar Manosalvas, directora de Ventas y Mercadeo. “Tenemos reservado y pagado el 97% de las habitaciones para fin de año”.

En el balneario Montañita, las discotecas Nativa Bambú, Lost Bech, Caña Grill y Coco Loco preparan fiestas de música electrónica, con invitados nacionales e internacionales.

En Manabí, la oferta turística para este último feriado del año es variada. Los gremios turísticos y los municipios han organizado conciertos, concursos de monigotes y presentaciones teatrales.

Según la Cámara Provincial de Turismo, está previsto que al menos 100 000 turistas visiten Manabí durante los cinco días de asueto. El 80% de la plaza hotelera, de 16 000 camas, está reservado, informó el presidente del gremio, Esteban Fiallos.

En Salinas, provincia de Santa Elena, los turistas disfrutaron del inicio de la temporada de playa, que arranca con el fin de año. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO.

En Salinas, provincia de Santa Elena, los turistas disfrutaron del inicio de la temporada de playa, que arranca con el fin de año. Foto: Enrique Pesantes/ EL COMERCIO.

Una de las ofertas que atrae son los descuentos de hasta el 20% en los hospedajes para familias grandes o grupos empresariales. También se organizan tours en yates, visitas a reservas ecológicas como la de Pacoche (Manta) o la Isla Corazón, en San Vicente. Los restaurantes, en cambio, ofrecen cenas para Año Nuevo.

En Bahía de Caráquez, en el cantón Sucre, están copados los 32 hoteles que tiene la ciudad. Eso debido a que la programación festiva se iniciará desde el 29 de diciembre con el concierto del cantante chileno Américo. Para el 31 de diciembre se hará un festival de luces y concursos de monigotes.

En el balneario Crucita, de Portoviejo, los hoteleros realizaron la limpieza de la playa una semana antes de Navidad. Ellos buscan atraer con el balneario libre de basura, vuelos en parapente, música en vivo y platos con mariscos.

En Tungurahua, la ciudad de Baños de Agua Santa tendrá concursos de años viejos gigantes, el barrio mejor iluminado y el festival de la música retro. A esto se sumarán las fiestas de Año Nuevo que se promocionan con ofertas en los hoteles y hosterías.

Martha Albán, parte de la administración de Hotel Sangay, señala que en este establecimiento habrá un brindis de medianoche, quema del monigote, la repartición del caldo de patas y baile. El 95% de las 64 habitaciones está reservado.

También en Hostería Monte Selva hay reservaciones del 95% de sus cabañas y habitaciones, señaló Salomé Ulloa, del área de ventas. La fiesta sobre el Mambo, en fin de año, es uno de los atractivos.

Imbabura, igualmente, pone a punto su oferta para atraer a los turistas por el próximo feriado. Uno de los ganchos es la Fiesta Popular de Inocentes y Fin de Año, que es patrimonio cultural inmaterial del país. El número central es el desfile de comparsas, que se desarrolla la tarde del 31 de diciembre.

Carlos Andrés Orozco, presidente de la Asociación de Hoteleros de Imbabura, calcula que el año pasado hubo 70% de ocupación en las 6 423 plazas hoteleras. Para este año, esperan refrendar ese logro.

Otavalo, la segunda ciudad con mayor población de Imbabura, promociona sus atractivos culturales y naturales. En varios hoteles se han diseñado programas, señala Marcelo Lema, director de Desarrollo Económico y Turismo.

Azogues, por su parte, recibirá este 1 de enero del 2020 a miles de devotos y turistas que llegan de diferentes ciudades e incluso del exterior para participar en la fiesta de la Virgen de la Nube. Ese día se realiza una misa campal y luego la procesión con la imagen por las principales calles de la ciudad.

Con ese motivo, la economía de los sectores comercial y turístico se dinamizan en la capital cañarense. Con uno o dos días de anticipación arriban los feligreses de la mayoría de cantones de Cañar, así como de Azuay, Chimborazo y Guayas. También llegan migrantes ecuatorianos residentes en Estados Unidos y España.

Mientras tanto, en Cuenca y Loja existen programas que convocan a los visitantes a conocer los lugares turísticos de estas ciudades. También hay promociones en los principales hoteles. Sin embargo, a diferencia de Azogues, no hay presencia masiva de visitantes.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (8)
No (11)