Hallan 196 casas escondite de migrantes ilegales en EE.UU.
Estas son las vías estatales parcialmente habilitada…
Zelenski acusa a Rusia de aumentar el riesgo de un a…
Policía detiene a presunto asesino de joven, en el s…
6 000 personas evacuadas en Francia por una oleada d…
Volcán Sangay, un espectáculo de fuego y lava volcánica
OIT: Los jóvenes son el grupo más afectado de la pan…
Dos detenidos con armamento y explosivos en el norte…

Niño víctima de reto viral muere tras ser retirado el soporte médico

Archie falleció a las 12:15 de este sábado 6 de agosto de 2022. Foto: Europa Press

El niño británico de 12 años, Archie Battersbee falleció oficialmente este sábado 6 de agosto de 2022 tras retirársele el soporte médico después de dar por finalizada la batalla legal que mantenían sus padres por mantenerlo conectado a pesar de que se había declarado su muerte cerebral.

La madre del niño, Hollie Dance, explicó que Archie falleció a las 12:15 de este sábado 6 de agosto de 2022 en el Royal London Hospital de la capital británica. "Soy la madre más orgullosa del mundo. Estoy muy orgullosa de ser la madre de un niño tan guapo y que ha luchado hasta el final", ha explicado, según recoge la cadena Sky News.

Una portavoz de la familia explicó que le retiraron la medicación a las 10:00 y se mantuvo estable dos horas más, hasta el momento que le retiraron el respirador.

"No hay absolutamente nada de dignidad en ver a un familiar o a un niño ahogarse. Espero que ninguna familia tenga que pasar lo que hemos pasado nosotros. Es bárbaro", ha argumentado la portavoz, Rose Carter.

El niño de 12 años fue encontrado inconsciente en su casa en Southend-on-Sea, Essex, el 7 de abril de 2022. Su madre cree que pudo quedar inconsciente después de realizar un reto viral de contención de la respiración para la plataforma de vídeos TikTok.

La vida de Archie ha sido desde entonces motivo de un contencioso legal debido a que los especialistas dictaminaron su muerte cerebral pese a la voluntad de la familia de mantenerlo con vida. La decisión fue corroborada por el Tribunal Supremo de Reino Unido y por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) y finalmente se ha retirado el soporte vital.