La India marca récord de vacunación con 8 millones d…
OMS: Variante delta es ‘la más rápida’ y…
Centros comerciales del ahorro buscan reactivarse co…
Este 21 de junio del 2021 arrancó el reclutamiento d…
Ecuador registra 446 633 contagios de covid-19; incr…
Jueza declara la ‘nulidad en todo lo actuado&#…
Estados Unidos proporcionará a Ecuador USD 25 millon…
Dirigentes indígenas califican de ilegal la detenció…

Envío de camarón bajó 23% en junio y en julio la caída se agudizará, según la Cámara Nacional de Acuacultura

Imagen referencial. El sector camaronero de Ecuador estima que en el mes de julio se verá el impacto real de la caída de las exportaciones del crustáceo a los mercados internacionales. Foto: Mario Faustos/ EL COMERCIO

Imagen referencial. El sector camaronero de Ecuador estima que en el mes de julio se verá el impacto real de la caída de las exportaciones del crustáceo a los mercados internacionales. Foto: Mario Faustos/ EL COMERCIO

Imagen referencial. El sector camaronero de Ecuador estima que en el mes de julio se verá el impacto real de la caída de las exportaciones del crustáceo a los mercados internacionales. Foto: Mario Faustos/ EL COMERCIO

Los envíos de camarón en junio del 2020 registraron una caída del 23%, según datos la Cámara Nacional de Acuacultura (CNA). Esto significa que en ese mes se cosecharon, procesaron y exportaron 37 millones de libras del crustáceo menos con relación a mayo de este año.

El sector es uno de los más afectados por la pandemia el mes pasado, señaló José Antonio Camposano, presidente de la CNA, durante una rueda de prensa virtual este lunes 20 de julio del 2020.

“El sector camaronero ecuatoriano vive una grave contracción de su producción y exportaciones como resultado de la crisis de mercado y reducción de su demanda”, dijo Camposano, quien añadió que este tipo de situaciones no se registraba desde hace más de 10 años.

Según la CNA, en los segmentos de maduraciones y la larvicultura ya hay caídas en la producción. La crisis se puede evidenciar, sobretodo, en las fincas camaroneras.

“Piscinas secas, bajas densidades de siembra para evitar mayores pérdidas, una situación similar fue vista por última vez en épocas de mancha blanca”, dijo Camposano.

La CNA también detalló que China, principal destino de las exportaciones de camarón, registra una caída en la demanda que se derivó en una disminución en el volumen del crustáceo enviado a ese país. La baja en las exportaciones a ese mercado en junio fue del 46%; es decir, se pasó de enviar 116 millones de libras en mayo a 63 millones, en junio.

Según proyecciones del gremio exportador, en julio la contracción será más aguda y se reflejará en todos los mercados a los que envía Ecuador. La estimación es que solo se enviarán 80 millones de libras. Además, en este mes se vería el impacto real de las restricciones que impuso China a tres plantas de tres empresas camaroneras ecuatorianas.

Iván Ontaneda, ministro de Producción, Comercio Exterior, Inversiones y Pesca (Mpceip), dijo que el segundo semestre será complicado para las exportaciones del país, no solo las camaroneras.

Por esta razón, indicó que el Gobierno buscan diferentes alternativas para sostener las exportaciones. Entre ellas está la diversificación de mercados, medidas compensatorias con créditos para el sector y las garantías y controles de los protocolos de bioseguridad en toda la cadena.

Por ejemplo, para superar el problema con China, Ontaneda dijo que ya se envió la información necesaria de los tres establecimientos sancionados y está prevista, para la noche del lunes 20 de junio, una reunión técnica con sus similares para intercambiar opiniones sobre los documentos remitidos.

El funcionario señaló que se debe actuar rápido para evitar un “efecto cascada” que vaya desde los mercados internacionales hasta los productores nacionales. “Las exportaciones fluyen y los establecimientos habilitados en el país continúan enviando producto a China”, ratificó.

El análisis de PCR al personal de las empacadoras se ha masificado, así como el reforzamiento de medidas de bioseguridad en las zonas de material de empaque y contenedores. De esta manera se contribuye con las autoridades de la Aduana de China al mejoramiento de los procesos de bioseguridad en la pandemia.