La Tricolor probará nuevos jugadores contra México
La protesta mesurada devino en un caos de piedras y …
Al menos 18 detenidos en jornada de protesta
Cinco personas investigadas por agresión al espacio …
Volcán de La Palma: elevación del terreno, gases y lava
Conaie confirma movilizaciones del 27 de octubre
Muertos y desaparecidos por lluvias en Sicilia
Exministro de Energía, René Ortiz, fue censurado por…

Manabí tiene más de 100 000 hectáreas de maíz afectadas por escasez de agua

La sequía ha afectado los cultivos en Manabí, Guayas y Los Ríos. Foto: Juan Carlos Pérez para EL COMERCIO

La sequía ha afectado los cultivos en Manabí, Guayas y Los Ríos. Foto: Juan Carlos Pérez para EL COMERCIO

La sequía ha afectado los cultivos en Manabí, Guayas y Los Ríos. Foto: Juan Carlos Pérez para EL COMERCIO

Pequeños y medianos agricultores de Manabí, Guayas y Los Ríos han reportado pérdidas o cultivos poco productivos ante la escasez de lluvias, durante las primeras tres semanas de enero del 2020.

En Manabí, el sector más afectado por la falta es el maicero. Un informe de la Corporación de Maiceros de Manabí, emitido en enero de 2020, reportó afectación en al menos 108 000 hectáreas. En otros sitios, se sembró en zonas más húmedas como en la parroquia Calderón de Portoviejo.

Los técnicos del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) se reunieron el lunes 20 de enero del 2020 con el gremio de maiceros para evaluar una estrategia para mitigar los problemas del sector.

Joffre Quimis, presidente de la Corporación de Maiceros de Manabí, señaló que una de las estrategias será mejorar la semilla. Para eso, sembrarán una certificada con mayor resistencia a la sequía. Es una planta que se adaptará mejor al clima y concentrará un mayor grado de humedad en el suelo.

La falta de lluvias ha afectado principalmente el cultivo de maíz. Foto: Juan Carlos Pérez para EL COMERCIO

Sin embargo, esa nueva siembra deberá hacerse cuando lleguen las lluvias, para que se cumpla con la fase de desarrollo.

René Moya, del área de Estudios del Clima del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (Inamhi), recalcó que si bien se presentó una anomalía climática en el país –que provocó días calurosos y altas temperaturas- ha sido uno de los tantos cambios que se han presentado en el comportamiento del clima desde hace un par de años.

Moya explicó además que la afectación en los cultivos de la Costa y la Sierra no es general, sino que afecta más a los sembríos que no cuentan con sistema de riego más tecnificado.

En Manabí se planteó otra alternativa si no se puede sembrar y consiste en renegociar las deudas que tienen los maiceros con BanEcuador. Unos 8 000 maiceros accedieron a créditos de entre USD 8 000 a USD 10 000 en los últimos tres años. “Si no llueve habrá serios problemas en el campo manabita no solo para el maicero sino para los jornaleros, proveedores, etc.”

José Macías, en cambio, debió elaborar un pequeño sistema de riego, que capta el agua desde un pequeño estero. El inconveniente es que la falta de lluvias está secando el afluente. Su producción está estancada. “El sembrío no evoluciona y a este paso no se va a poder cosechar”. Él invirtió USD 3 000, en tres hectáreas.

En Guayas, los productores no se han animado a sembrar por el temor de que las lluvias lleguen en febrero.

En Puerto Pechiche, provincia de Los Ríos, Aurelio Zea aprovechó la garúa que cayó el pasado 15 de enero para sembrar dos hectáreas de maíz. Indicó que las pequeñas lluvias, que se presentan de forma esporádica, generan la humedad necesaria para que germine el grano.

En la zona de Aguas Frías, Mocache, Ventanas y Vinces, la siembra de invierno está a punto de finalizar. El 98% de lo sembrado a finales de diciembre estará listo para para cosecha de abril o mayo próximo.

Suplementos digitales