La modelo luce una blusa y pantalón de María Gracia Robles y accesorios de De Prati. Foto: Patricio Terán / CHIC!

La modelo luce una blusa y pantalón de María Gracia Robles y accesorios de De Prati. Foto: Patricio Terán / CHIC!

Los parches le dan un toque ‘pop’ a la moda

Ana C. Alvarado. Redactora (I)
[email protected]

Los parches pueden llevar a otro nivel a una prenda. Por ello, desde el 2016 marcas como Dolce&Gabanna, Alexander McQueen y Gucci ya los usan. La cantante Rihanna, influyente en la moda global, fue fotografiada con una chaqueta de Dries Van Noten en marzo del año anterior y así ayudó a consolidar la tendencia.

Los diseñadores ecuatorianos aprovecharon los parches para diferenciarse. Es el caso de María Gracia Robles, quien propone un viaje a través de su última colección Sunset at Mars. En esta línea, inspirada en las texturas y colores de los planetas, combina el ‘denim’ con una paleta de neutros, metalizados y acentos en verde botella y amarillo mostaza. Los parches, cada uno diseñado en ilustrador desde cero, dan fantasía, brillo y color.

Los diseñadores de cadenas de moda también apostaron por este elemento. Ana María Rossi, diseñadora de De Prati, dice que en esta marca se eligieron emoticones, frases y florales como temas principales. Se aplican en prendas sencillas, para que los parches, bordados o pins destaquen.

Esta tendencia llega en su mayoría a adolescentes y jóvenes, pero puede ser usada por personas de todas las edades. Rossi aconseja los florales y las frases en vestidos o camisetas informales.

El uso masivo de los parches se inició a finales del siglo XIX, en los uniformes militares. En los 60 se convirtieron en medios para expresar activismo o pertenencia a una subcultura. La revolución sexual, la Guerra de Vietnam y el movimiento punk fueron momentos en los que los parches tuvieron auge. En los años 90, el uso de estos accesorios regresó, ayudado por diseñadores influyentes, como Martin Margiela.

Si bien el parche ha tenido puntos altos en la historia moderna de la moda, nunca ha desaparecido totalmente. El diseñador Raf Simons, por ejemplo, los usa siempre como elemento característico de su diseño.

CRÉDITO

Locación: La Estación Quito.
Modelo: Vanessa Ahmed / Agencia DIS.
Maquillaje: Rossana Costales.