9 de May de 2012 21:44

José Miguel Insulza, distante ante críticas a la CIDH

Compartir
valorar articulo
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

El Gobierno recibe hoy a José Miguel Insulza, secretario general de la OEA, quien ha mantenido una postura distante en el debate de la libertad de expresión en el Sistema Interamericano de DD.HH.

En el último año, el funcionario ha optado por mantenerse casi en silencio frente a los juicios del presidente de la República Rafael Correa contra diario El Universo y los autores del libro ‘El Gran Hermano’, que han alarmado a los propios organismos de la OEA.

Insulza no ha tenido una postura firme frente a esos procesos, catalogados como atentatorios a la Carta Interamericana por la Relatoría Especial para la Libertad de Expresión y la Comisión Interamericana de DD.HH. (CIDH).

“No ha tenido el protagonismo que se pudo haber esperado de él”, dice Francisco Proaño, ex embajador de Ecuador ante la OEA.

A juicio del diplomático ecuatoriano, el representante de la OEA sí pudo haber tenido un papel activo en esos casos. “El Secretario General puede expresar la visión global del organismo. Puede dar sus puntos de vista generales, con el ánimo de aportar con insumos para una solución”.

La aparente pasividad de Insulza frente a este asunto contrasta con actuaciones rápidas y en otros asuntos. Uno de ellos fue la crisis política de Bolivia en el 2008, que puso a Evo Morales al filo del abismo. Por entonces, viajó a ese país e interpuso sus buenos oficios para buscar una salida al conflicto.

Sus actuaciones y pronunciamientos fueron similares en otros episodios como la asonada policial del 30 de septiembre del 2010 en Ecuador o el golpe a Manuel Zelaya en Honduras (2009). “La verdad, sorprende la velocidad con la que actúa en unos casos y la lentitud con que reacciona en otros. Él no debería perder de vista que tiene instrumentos tan importantes como la Carta Democrática y el Pacto de San José para sustentar sus posturas”. Ese es el criterio de Mauricio Alarcón, representante jurídico de la organización Fundamedios, que reporta los ataques de los que es objeto la prensa en Ecuador.

Pese a sus observaciones, tanto Proaño y Alarcón confían en que hoy Insulza pueda dar un mensaje de respaldo a la libre expresión en Ecuador, así como al Sistema Interamericano de DD.HH.

El 3 de mayo, Día de la Libertad de Prensa, Insulza realizó un pronunciamiento general. Llamó a los gobiernos a respetar el ejercicio periodístico de democracia.

¿Para qué viene Insulza?

El gobierno de Rafael Correa ha sido claro en anunciar que hoy transmitirá a Insulza todos sus planteamientos críticos al Sistema Interamericano. En especial los cambios que aspira a concretar en las actuaciones y facultades de la CIDH y en la Relatoría Especial de Libertad de Expresión.

A juicio del Régimen, los principios bajo los que funcionan ambas instancias del Sistema responden a lógicas “anglosajonas”.

“Es claro que (la OEA) ha estado totalmente dominada por la influencia de EE.UU. y ha servido para intereses de política exterior de ese país”, declaró el martes Correa, sobre la cita con Insulza.

De hecho, en el Grupo de Trabajo de la OEA, que aprobó un paquete de reformas a su institucionalidad, Ecuador apoyó cambios como el recorte de fuentes de financiamiento a la Relatoría Especial, que ha cuestionado la ley de medios y los juicios a la prensa.

En el debate de las reformas, los criterios de Insulza también han alertado a grupos de defensa de DD.HH., como el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional. Sobre todo, porque en un documento cuestionó la autonomía y la independencia de la CIDH, al decir que son “conceptos” que no aluden a instrumentos que regulan a la CIDH. Incluso ha dicho que el Secretario de ese organismo debería depender de él.

El secretario actual de la CIDH es Santiago Cantón, quien ha rescatado que el mayor activo de ese organismo es su independencia de los Estados e intereses. En días pasados, Cantón dijo que siempre ha habido amenazas al sistema, como en 1998 hizo el entonces presidente del Perú, Alberto Fujimori. “La comisión no actúa en nombre de los Estados, al contrario. Ese es el valor principal”.

El funcionario es cuestionado por Ecuador y Venezuela. Incluso Roy Chaderton, representante venezolano ante la OEA, reveló que su país apoyó la reelección de Insulza en el 2010, a cambio de que apartara a Cantón.

La agenda de hoy

A primera hora,  Insulza se reunirá con el vicepresidente Lenín Moreno, quien explicará el alcance de la Misión Manuela Espejo.

También hablarán   de  la Presidencia ecuatoriana del Comité Interamericano para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación Contra las Personas con Discapacidad (Ceddis).
 
Por la tarde,  en Carondelet, será la cita entre Correa e Insulza. Asistirán también el canciller Ricardo Patiño y Pedro  Vuscovic, representante de la OEA en Ecuador.

Por la tarde, Insulza se entrevistará  con la Ministra de Justicia e irá a  la sede de la Legislatura, para reunirse con Fernando Cordero.


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)